La Guardia Civil detiene al presunto autor de varios incendios en la Ribera Alta

Un agente observa las palmeras quemadas. / lp
Un agente observa las palmeras quemadas. / lp

REDACCIÓNALZIRA.

La Guardia Civil ha detenido a un hombre como presunto autor de varios incendios registrados en las poblaciones de Alfarp, Catadau y Llombai, en la comarca de la Ribera Alta, que afectaron a parcelas agrícolas y a los márgenes del río Magro.

Los siniestros tuvieron lugar durante el mes de agosto y en la noche del pasado 1 de septiembre. En este último incidente, entre las 00.00 y las 4 horas las llamas calcinaron 53 palmeras y 50 árboles frutales, además de afectar al paso a nivel que cruza el río, según informaron fuentes policiales.

Poco después de iniciarse estos fuegos agentes de la guardia civil de Llombay identificaron en las inmediaciones de la zona afectada a una persona que conducía un turismo con actitud sospechosa.

Tras darle el alto, los guardias observaron que tenía las manos extremadamente sucias y con olor a gasolina, y al registrar el vehículo observaron en el maletero dos botellas de agua, de un litro cada una, vacías con un fuerte olor a gasolina en su interior, y un encendedor.

El hombre, de 40 años y nacionalidad española, fue detenido como presunto autor de los incendios referidos y ha pasado a disposición del Juzgado de Instrucción y Primera Instancia número 1 de Picassent.

Para realizar estos hechos, el detenido se trasladaba en su vehículo particular y, una vez en el lugar elegido previamente, rociaba el suelo con gasolina y prendía fuego. Posteriormente huía del lugar hacia otro punto en el que volvía a realizar la misma operación.

LAS PROVINCIAS ya publicó que el pasado 20 de agosto a las 21 y el 21 a las 8 se produjo un incendio en la partida Salinetes. La partida en cuestión está en el camino entre Carlet y Catadau, en la que hay un transformador de luz que suple de electricidad tanto a Catadau como a algunas zonas de Carlet. La causa de este incendio según apuntó Enrique, uno de los afectados por el mismo, es la quema intencionada, una suposición que ya denunció en la Comisaría de la Guardia Civil de Llombai. Ahora, ya hay un detenido por estos hechos.