Més Algemesí critica que no les dejen entrar en el gobierno

MANUEL GARCÍAALGEMESÍ.

«Marta Trenzano ha decidido que no nos quiere en el equipo de gobierno». La portavoz de Més Compromís per Algemesí, Lorena Calatayud, manifestó su sorpresa tras manifestar que la alcaldesa les ofrece delegaciones «pero ya no quiere que formemos parte del gobierno municipal».

Tras las elecciones, la alcaldesa socialista Marta Trenzano manifestó su intención de formar un grupo sólido de izquierdas que incluiría a los ocho concejales socialistas, a los tres de Més Compromís per Algemesí y a los dos de Esquerra Unida.

Por el momento, Esquerra Unida sí formará parte del gobierno pero, según lamentó Calatayud, «eso sucede pese a que nos mostramos dispuestos a hacer cambios a nuestra propuesta de distribución de las delegaciones». Según la portavoz de Més Compromís per Algemesí, Trenzano replicó que había mucha distancia entre los planteamientos de ambas formaciones por lo que no consideraba que pudieran formar parte de un equipo de gobierno consolidado que, con 13 concejales, superara las apreturas de la pasada legislatura en la que desde el gobierno (entonces formado también por PSPV y EU) se lamentaban ante la falta de efectivos para llevar a cabo las tareas de gobierno. Durante toda la legislatura se estuvo en conversaciones pero finalmente no se concretó la incorporación de la formación que lideraba Josep Antoni Bermúdez.

Calatayud afirmó que, aunque no tenía pruebas, intuía un posible pacto con Ciudadanos, lo cual podría explicar este rechazo. Insistió en que «tenemos mucho que aportar» y mostró su deseo de que finalmente se pueda concretar «una versión del Botànic en Algemesí, que es lo que la ciudad necesita».

Por su parte, Marta Trenzano afirmó que el partido de Calatayud «lo ha puesto muy difícil durante el periodo de negociaciones, por lo que en estas circunstancias no podemos gobernar juntos».

Con respecto a un posible pacto con Cs afirmó que únicamente le ha ofrecido delegaciones al concejal «como he hecho con Més Compromís pero Ciudadanos sí ha aceptado».