Anulada un multa porque el ámbar del semáforo luce menos tiempo que lo que fija la DGT

El juez se apoya en que Tráfico considera que menos de 35 segundos no es recomendable

J. LUIS ÁLVAREZMADRID
Semáforo en ámbar. / Archivo/
Semáforo en ámbar. / Archivo

El tiempo que luce la luz en ámbar es crucial para fijar una denuncia. Un conductor no tendrá que pagar los 200 euros ni le serán restados cuatro puntos de su carnet después que un juez de Madrid anuló una denuncia en la que anula la sanción impuesta por el Ayuntamiento al rebasar un semáforo en amarillo.

Según informó la Automovilistas Europeos Asociados (AEA), que hace dos años denunció la falta de fiabilidad del sistema foto-rojo para captar las infracciones por saltarse los semáforos, el titular del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 anuló la sanción al conductor al determinar que el tiempo que luce el ámbar antes del rojo en el semáforo de la avenida de Islas Filipinas es "sumamente escaso", lo que impide la frenada. La sentencia destaca que el Ayuntamiento de la ciudad informó que el amarillo luce solo tres segundos, frente a lo fijado por la Dirección General de Tráfico que establece que las fases de semáforo de menos de 35 segundos o más de 150 no son recomendables, al ser de "difícil comprensión por el conductor".

A este fallo se suma otro del Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 23 de Madrid que anuló la sanción impuesta a un conductor en el semáforo con cámara del Paseo de la Castellana, porque "la denuncia no viene acompañada de documento alguno que demuestre la fiabilidad del instrumento de captación y que permita enlazar con la presunción de veracidad del agente denunciante". De manera, que la denuncia formulada en base a la fotografía captada por un sistema no sometido al control metrológico no puede tener el valor probatorio.

Para el presidente de AEA, Mario Arnaldo, "esta sentencia pone en evidencia, una vez más, la voracidad recaudatoria del Ayuntamiento de Madrid que, con contumacia, mantiene un sistema de dudosa legalidad y avoca injustificadamente a los automovilistas a tener que acudir a los tribunales para defender sus legítimos derechos frente a sanciones injustas e ilegales". Por ello, Arnaldo emplazó a la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, a que tome cartas en este asunto ordenando la revisión y el control metrológico del sistema foto-rojo, así como la revisión y anulación de los expedientes sancionadores tramitados.

Fotos

Vídeos