Pro-AVE pide a los partidos que asuman la finalización del corredor mediterráneo

Federico Félix recuerda los beneficios de la infraestructura para toda España y el respaldo del mundo empresarial

I. DOMINGO

valencia. «No debería ser obviado por los distintos candidatos. Obviarlo, es decir, no contemplar de forma unívoca en la campaña electoral que el corredor mediterráneo sea una realidad tendrá, a buen seguro, efectos electorales negativos en el arco mediterráneo y en el resto de España». Así concluye la carta abierta hecha pública ayer por el presidente de la fundación Pro-AVE y vicepresidente de Ferrmed, Federico Félix, una semana antes de que comience la campaña electoral.

En ella, Félix pide a los partidos que asuman la finalización de una infraestructura que, como recuerda, cuenta con el respaldo del mundo empresarial de toda España y, además, es «eje fundamental de desarrollo de la economía española».

Sobre esto, el presidente de Pro-AVE recuerda «que el tráfico ferroviario en ancho europeo abarataría a día de hoy el coste de transporte de nuestras mercancías en unos seis céntimos por kilo en promedio, lo que sólo en el caso del sector citrícola valenciano supone un ahorro en coste de unos 250 millones de euros».

A eso añade la reducción del impacto medioambiental del transporte de mercancías («haciendo de él un instrumento de lucha contra el cambio climático») o el hecho de que facilite «la integración del principal espacio turístico de España».

Félix también lamenta los retrasos que ha sufrido el corredor al destacar que el proyecto «no ha avanzado al ritmo que su relevancia hubiera exigido». De ahí que «la rápida ejecución del corredor debe ser una acción prioritaria de primer orden en cualquier programa electoral y un motivo de acuerdo de todos los partidos».