La mujer de Gomar rechaza declarar y dice que su marido sufrió un ictus a raíz del proceso

EP

La mujer de Alberto Gomar, presidente de la empresa Crespo Gomar, se negó ayer a declarar en la comisión especial de investigación de la financiación electoral de PSPV y Bloc entre 2007 y 2008 y a responder a cualquier pregunta relacionada con la investigación judicial a su marido, sobre el que ha revelado que ha sufrido un ictus como consecuencia, según dijo, de este procedimiento y de las informaciones que se han publicado.

María del Ángel Burgos, que acudió a Les Corts acompañada de su letrado, explicó que trabajó en Crespo Gomar desde 2005 a 2009 y aseguró que no ha hablado con «ningún político» ni con «nadie» antes de venir a esta comparecencia.

La mujer del propietario de la empresa salpicada por la financiación del PSPV señaló que no iba a contestar a ninguna pregunta relacionada con el proceso judicial abierto a su marido. Además, indicó que no sabe «nada» sobre los trabajos facturas al PSPV y al Bloc porque ella estaba en administración.