El juez archiva la investigación de las carreteras de la Diputación de Valencia

A. RALLO

valencia. El juzgado de Instrucción 19 de Valencia ha archivado las diligencias abiertas para aclarar supuestas irregularidades en obras en carreteras de la Diputación de Valencia en la época en que la institución estaba presidida por Alfonso Rus. Las pesquisas no estaban relacionadas con la macrocausa de Imelsa, aunque sí se enmarcaban en el mismo periodo temporal.

El titular del juzgado solicitó hace unos meses numerosos expedientes de contratación a la Diputación. Agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (Udef) se desplazaron a la demarcación de carreteras de la Diputación de Valencia, en la calle Hugo de Moncada, para reclamar determinada documentación relacionada con las citadas diligencias. El personal de la Diputación explicó a los especialistas que todos los expedientes de carreteras suponen una cantidad ingente de documentos, algo casi inabarcable en una investigación. Las mismas fuentes no concretaron si los agentes finalmente se llevaron algún tipo de material o bien tenían previsto concretar su petición en días sucesivos. Sin embargo, finalmente el análisis de la documentación no ha confirmado las sospechas iniciales que dieron lugar a la apertura de la causa. De ahí el sobreseimiento.

Las actuaciones no se dirigían hacia ninguna persona en concreto, según confirmaron en su día desde el Tribunal Superior de Justicia (TSJ). El instructor tan sólo había reclamado documentación respecto a las actuaciones impulsadas desde la institución provincial. No obstante, también solicitaba la confirmación de la identidad de quién ocupó uno de los puestos de responsabilidad en el organismo. Todo hacía pensar que el procedimiento terminaría apuntando a ese alto cargo, pero no ha sido así.