Hacienda vigila a pequeños comerciantes por los posibles pagos en negro

Peluquerías, discotecas, restaurantes, carincerías... los pequeños comercios están bajo la lupa de Hacienda. El fisco les ha enviado una carta a todos aquellos comercios cuyos ingresos no están dentro de la media de sus competidores del sector. De momento, es solo un aviso para que regularicen sus cuentas, sino lo hacen recibirán una visita de un agente tributario y más adelante, una inspección de Hacienda. Se trata de una campaña para acabar con la economía sumergida y los posibles pagos en negro que los pequeños comercios puedan realizar. Son éstos últimos los que califican de "acoso" la misiva de Hacienda y no están de acuerdo con que la facturación de cada uno de los comercios sea público.