La Generalitat y la Diputación de Valencia lideran la tabla de morosos con los autónomos

La Generalitat y la Diputación de Valencia lideran la tabla de morosos con los autónomos

El Gobierno autonómico y la corporación provincial tardan más de 50 días en pagar las facturas frente al mes que estipula la Ley

S. P.

Los autónomos tienen especiales motivos para sentirse maltratados por la Administración valenciana. El último informe de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) sitúa la Comunitat a la cabeza de las regiones más morosas con estos profesionales. La estadística hace referencia al primer semestre de 2019.

La primera conclusión del dosier elaborado por el sector resulta perjudicial para Gobierno central, autonómico y Ayuntamientos. Ninguna de las entidades anteriores cumple con los periodos de pago legales: treinta días. Todas ellas se sitúan en un umbral superior. Los Ejecutivos autonómicos entre los 37 y los 35 días frente a los Consistorios, que rebasan ampliamente los dos meses de media. Se da la circunstancia de que los autónomos trabajan mayoritariamente para los Ayuntamientos, según precisa el dosier de los trabajadores.

Un análisis más exhaustivo del informe retrata la peor imagen de la Comunitat. Así, la autonomía tarda 51 días en pagar las cantidades adeudadas a los autónomos. Se trata de la segunda región que más retraso acumula, sólo superada por Cantabria (56 días de demora). También por encima de lo que marca la ley esperan los proveedores que realizan sus trabajos para las administraciones de Castilla-La Mancha, (43 días), Cataluña y La Rioja, ambas con 41 y Murcia (40 días de media). Andalucía y Galicia, en cambio, obtienen los mejores resultados, con 21 y 18 días respectivamente.

Sólo Cantabria con una demora de 56 días está por delante del Gobierno valenciano, con 51

El estudio de las Diputaciones Provinciales también añade pesimismo a la situación de estos profesionales. La estadística del primer semestre muestra que la Corporación de Valencia es la que más tarde paga de toda España al abonar sus facturas 53 días después de ser presentadas. La situación contrasta con Alicante y Castellón que logran mejores resultados que Valencia. La demora de la institución provincial contrasta con los buenos datos que, en general, ofrecen el resto de Diputaciones.

Mejoran los datos de las principales ciudades de la Comunitat. Valencia se sitúa en los 38 días frente a los 20 de Alicante y los 22 de Castellón. La capital del Turia sigue por encima del retraso máximo de un mes. El estudio constata que «la administración local es la peor pagadora» y recoge algunos casos flagrantes como el Consistorio de Jaén que sigue siendo el que más tarda en pagar, con una media de 542 días, superior a los 531 que registraba en el primer trimestre del año. De igual modo, casi un año esperan los proveedores en Jerez de la Frontera (320 días), y más de seis meses tienen que aguardar por sus trabajos en Granada (207 días) y Parla (201).

En cuanto a las empresas privadas, el estudio señala que la morosidad está en 68 días de media, tres días menos de los 71 que mostraban en el primer trimestre del año, y ocho días más de los 60 que establece la ley. Por último, el informe de ATA recoge que los autónomos en el primer semestre del año pagaron sus deudas con otros autónomos en una media de 39 días. «Tanto en la administración pública como desde las grandes empresas privadas se siguen incumpliendo los periodos medios de pago con los autónomos. La morosidad es uno de los principales problemas que sufren los autónomos y que frenan en seco su continuidad y consolidación», criticaron desde la asociación que agrupa a estos profesionales.

El Ministerio de Trabajo tiene registrados a más de 400.000 autónomos en la Comunitat, una cifra que no ha dejado de crecer en los últimos años en paralelo a la recuperación económica y el descenso del paro. En España, se ha alcanzado la cifra de autónomos más alta de toda España en la última década.

Recientemente, este tipo de profesionales se han situado en el foco de la polémica tras un comunicado de los inspectores de Hacienda en el que alertaban ante los sospechosos bajos ingresos de algunos autónomos. El 47,9 % de los autónomos de la Comunitat declaró ganar menos de 12.000 euros anuales, con lo que se encontrarían en el colectivo de mileuristas, según los cálculos de los Técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha). En el ámbito nacional, los autónomos declaran a Hacienda entre 8.000 y 12.000 euros anuales menos que los asalariados y los pensionistas, según Gestha. La organización consideraba «sospechoso» que casi la mitad de los autónomos gane menos de 12.000 euros anuales, lo que implica que más de 1,5 millones de trabajadores por cuenta propia son «mileuristas».

Otro dato que invitaba a la desconfianza, según estos especialistas, es que tres millones de empleados cobren más que sus propios jefes autónomos, lo que supone que uno de cada cinco autónomos con trabajadores a su cargo esté ganando menos que sus empleados.