La exgerente del PPCV reitera al juez que el único efectivo que vio fueron los sobres que le entregaba Víctor Campos

La exgerente del PPCV reitera al juez que el único efectivo que vio fueron los sobres que le entregaba Víctor Campos

Cristina Ibáñez también ha negado cualquier dependencia jerárquica desde el PP nacional y su tesorería, dirigida entonces por Luis Bárcenas, y cualquier relación con las empresas que financiaban al PP valenciano

EUROPA PRESSMadrid

La exgerente del PPCV Cristina Ibáñez ha reiterado este jueves ante el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata que el único dinero en efectivo que vio durante su etapa al frente de las cuentas del partido fueron los sobres que regularmente le entregaba el exvicepresidente valenciano Víctor Campos, pero ha remarcado que no conocía el origen de dichas cantidades.

Según han informado fuentes presentes en la declaración, Ibáñez también ha negado cualquier dependencia jerárquica desde el PP nacional y su tesorería, dirigida entonces por Luis Bárcenas, y cualquier relación con las empresas que financiaban al PP valenciano a cambio de adjudicaciones públicas.

Así lo ha señalado la exgerente al titular del Juzgado Central de Instrucción número 5, que investiga la supuesta 'caja B' del PP. Ibáñez, así, ha reiterado lo que ya afirmó el pasado mes de enero durante el juicio por la financiación ilegal del PPCV, donde dijo no tener constancia de dicho funcionamiento irregular. «Si alguien lo montó, no fui yo», aseguró entonces.

La exgerente ha declarado ante De la Mata en calidad de testigo, si bien lo ha hecho acompañada de su abogado, ya que su condena por la financiación ilegal del PPCV aún está pendiente de recurso.

A pesar de esta condena y de que en el juicio el tribunal dio por probada la 'caja B' del PP valenciano, Ibáñez ha dicho desconocer esa financiación irregular, y ha insistido en que el único efectivo que vio fueron los sobres, con no más de 3.000 euros, de los que Víctor Campos le hacía entrega en la sede de la Generalitat.

El propio Campos ya reconoció que manejó sobres con dinero en efectivo de cara a la campaña electoral del año 2007, pero recalcó que procedía de donaciones de afiliados y no de empresarios donantes.

Este jueves también ha prestado declaración como testigo el exconcejal madrileño José Fernández Bonet, ya que el 'cerebro' de la trama de corrupción Púnica, el constructor David Marjaliza, afirmó en sede judicial hace unos meses que en el año 2007 hizo un pago de 60.000 euros en efectivo a Bárcenas y Lapuerta en la misma sede del PP en la calle Génova. Según el empresario, Fernández Bonet le acompañó.

Pues bien, ahora el exconcejal ha asegurado no fue hasta la sede con Marjaliza, sino que se lo encontró en la entrada y le acompañó hasta la planta donde estaban los despachos de Bárcenas y Lapuerta, pero que no estuvo presente en la mencionada reunión cuando se entregó el dinero.