Cantó insiste en que no pactará con Puig ni aunque se lo pida Rivera

Cantó insiste en que no pactará con Puig ni aunque se lo pida Rivera

El candidato de Ciudadanos apuesta por restablecer la libertad lingüística tras el gobierno del Botànic

J. S.

Incluso con cierto malestar el candidato de Ciudadanos a la Generalitat, Toni Cantó, quiso dejar claro y sin resquicio a la duda que en ningún caso llegará a acuerdos con los socialistas: «He dicho por activa y por pasiva que yo no pactaré con el PSC valenciano». Es más, dijo, no lo haría ni en el caso de que se lo ordenara Albert Rivera.

En la plaza de los Pinazo, en pleno centro de Valencia, quiso enviar este mensaje claro y contundente después de que la encuesta del CIS abriera la posibilidad de un pacto entre PSPV y Ciudadanos. Así, el candidato indicó que lo que le preocupa es «un Gobierno del PSC valenciano que entrega la educación al más talibán de Compromís, que es Marzà, y que está en la línea del PSOE, que se va de pinchos con Otegi».

Ante la falla que su partido trasladará por varias localidades de la Comunitat, Cantó señaló que desde su formación se comprometían a «reestabilizar la libertad de los valencianos para que puedan trabajar en el idioma que quieran y sus hijos se eduquen en el idioma que quieran, dejar de espantar las inversiones y crear riqueza y empleo».

Cantó indicó que comprendía el malestar de muchos ciudadanos, ya que «el PP ensució la imagen de la Comunitat, nos robó, nos creó una deuda absolutamente insoportable», pero, en su opinión, el gobierno del tripartito «no ha cumplido con las mejoras que decía que iba a llevar a cabo». Ante ello, indicó que su formación se comprometía «a adelgazar la Administración, a bajar impuestos, a acabar con los barracones y las listas de espera y a hacer también que quienes están en situación de dependencia o discapacidad sean tratados como se merecen».