Camps renuncia a seguir con el interrogatorio al policía que hizo los informes de la F-1

A. G. R.

valencia. La defensa del expresidente de la Generalitat Valenciana Francisco Camps renunció a última hora a seguir interrogando al policía de la Udef que ha redactado los informes incriminatorios contra Camps por la organización de las carreras automovilísticas. El agente ya había empezado a declarar por videoconferencia, pero finalmente se suspendió la comparecencia. La pasada semana, el funcionario estaba citado de nuevo. Pero la representación legal del expresidente lo rechazó. Ahora sólo queda otro responsable de la Intervención de la Generalitat por pasar por el juzgado de Instrucción 2 de Valencia. Tras esto, la juez deberá afrontar el paso más complicado de este procedimiento: decidir si existen suficientes indicios para procesar al exjefe del Palau por la negociación con Bernie Ecclestone para traer la Fórmula 1 a Valencia.

Anticorrupción ya solicitó este auto para el expresidente. El fiscal sostiene que Camps llegó a un acuerdo verbal con Ecclestone «al margen de cualquier procedimiento administrativo y sin ser él un órgano de contratación». Lo hizo para conseguir un beneficio electoral, siempre según el escrito de la acusación pública. Luego, una vez resuelto ya el contrato con el magnate británico, recurrió a José Luis Olivas para que montara Valmor y fuera la organizadora del evento. La idea era que el Consell asumiera todo el coste de las carreras, tal y como terminó ocurriendo. La tesis del fiscal se ha debilitado a lo largo de la instrucción. Así, de esta forma, se ha quedado fuera del caso, por ejemplo, el expiloto Jorge Martínez 'Aspar' a quien se le incriminaba por 'recibir' el evento automovilístico como premio con su amistad con Camps. De igual modo, la exconsellera Lola Johnson ha sido apartada de la causa tras descartarse que engañara al Consell con la compra de Valmor. También se archivó el caso contra Belén Reyero.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos