Bonig asegura que si gobierna el PSOE «acabará» con el trasvase Tajo-Segura

Isabel Bonig, ayer. / LP
Isabel Bonig, ayer. / LP

La candidata popular asegura que el Botánico tiene en barracones a 13.000 alumnos más de los que dejó el último Ejecutivo del PPCV

E. P.

La presidenta del Partido Popular de la Comunitat Valenciana y candidata a la Generalitat, Isabel Bonig, afirmó ayer que «el único partido que garantiza el mantenimiento del trasvase» Tajo-Segura es el PP, y que «si gobiernan el PSOE en España y el PSPV en la Comunitat el Tajo-Segura acabará»».

Bonig se manifestó en estos términos en la localidad alicantina de Almoradí, donde visitó el mercado, que desde 2011 es fiesta de interés turístico provincial junto a la actual alcaldesa y candidata, María Gómez.

«La defensa del agua se hace con hechos y el único partido que fue capaz de poner fin a la guerra del Tajo-Segura con la firma de un memorándum en 2013 y que permitió la persistencia del trasvase del que depende el 60% del regadío de la provincia de Alicante y cerca de 100.000 puestos de trabajo, es el PP», señaló. Bonig indicó que el PP «puso fin» a la llamada 'Cláusula Narbona', que «quería acabar con el Tajo-Segura a medida que se fueran poniendo en marcha las desaladoras». «Si hoy el Tajo-Segura está vivo es por la lucha de los regantes alicantinos, por la lucha del PP a nivel nacional y de comunidades autónomas que pusimos paz al Tajo-Segura»,remarcó.

Barracones

Además, Bonig se pronunció sobre educación, y afirmó que el Consell del Botànic «no dice lo que prometió y no ha hecho». «En Almoradí había 11 aulas prefabricadas y hoy hay 13. Los colegios públicos están al 130% de ocupación y es absolutamente necesaria la construcción de nuevos colegios. Pero no solo aquí. En toda la Comunitat Valenciana hay 13.823 alumnos en barracones, más que en el último Gobierno del PPCV», manifestó la dirigente poipular

Así, Bonig señaló que el PPCV invirtió en 626 colegios e institutos de nueva construcción y/o rehabilitados. «Mi compromiso con la alcaldesa y de nuevo candidata del PP es que si los ciudadanos nos dan la confianza construiremos ese nuevo colegio que es tan necesario en Almoradí para acabar con las 13 unidades en barracones».

Asimismo, la presidenta del PP valenciano remarcó su compromiso de dar «libertad absoluta a los padres a la hora de elegir lengua y centro». «Estamos en una zona castellanohablante. El PPCV no se opone al valenciano, todo lo contrario, queremos promocionar el valenciano y que se estudie pero nunca desde la imposición, que es lo que ha hecho el Botànic y le ha acarreado más de 40 sentencias en contra», manifestó.