Alerta en todos los partidos ante el final del secreto del caso Zaplana

La jueza levantará la medida excepcional en los próximos días y se podrían conocer las intervenciones telefónicas al exministro

A. G. R.

valencia. El final del secreto de sumario de la operación Erial, en la que se investiga al expresidente de la Generalitat Eduardo Zaplana, amenaza con convulsionar de nuevo la sociedad valenciana. El expresidente mantenía muy buenas relaciones con dirigentes de todo el arco parlamentario y también, como es lógico por otra parte, con dirigentes empresariales de la Comunitat. Entre los partidos figuran el PSPV, Ciudadanos y también algún cargo del PP, aunque la división que se dio en su día redujo el área de influencia del exministro. Todas las formaciones afrontan con inquietud esta recta final antes de que se conozcan los detalles del caso. Lo que resultará difícil es desligar las siglas de los populares de la corrupción, el fenómeno que ha lastrado sus resultados en los últimos comicios.

No son tanto las revelaciones que pueden aparecer acerca de la supuesta operativa de blanqueo del expresidente sino la posibilidad de que dirigentes puedan salir señalados en las presumibles conversaciones telefónicas que captó la Guardia Civil para desmantelar los supuestos planes del exjefe del Palau. Existe el temor de que el contenido de esos audios o los términos empleados en conversaciones privadas, así como los seguimientos, puedan comprometer a determinadas personas.

Este hecho, ya de por sí inquietante, se produce en un escenario de precampaña electoral, de un intensidad inédita en comparación con otros comicios, en el que el PP deberá defenderse de las acusaciones de corrupción. No se puede olvidar que todos los concejales de su grupo municipal salvo uno se encuentran investigados por el supuesto blanqueo de 50.000 euros durante la campaña electoral de 2015.

 

Fotos

Vídeos