Soberanismo catalán bajo la lupa valenciana

'Estelada', bandera independentista catalana, colgada en un balcón de la localidad de Vic./
'Estelada', bandera independentista catalana, colgada en un balcón de la localidad de Vic.

PPCV y C's se muestran inflexibles contra el proceso independentista, el PSPV quiere que los catalanes estén cómodos y Compromís, la reforma de la Construcción

FRANCISCO RICÓSValencia

El nuevo paso del independentismo catalán, las elecciones autonómicas del próximo 27 de septiembre, convocadas como si de unos comicios normales se trataran, divide a las fuerzas políticas valencianas con representación en Les Corts. Desde la "seria preocupación" que despierta en las filas del PSPV el proceso soberanista forzado por el independentismo catalán, hasta el rechazo rotundo que muestran PPCV y Ciudadanos y el "peligro" de catalanización de la Comunitat Valenciana del que alertan, la oportunidad que aventuran en Compromís y del que quieren sacar provecho para que la Comunitat gestione todos los impuestos, y la indeferencia absoluta que se han encargado de gritar desde el grupo parlamentario de Podemos en la Cámara valenciana.

Partido Popular (PP)

1. Defensa de las decisiones del Gobierno para mantener la legalidad y el cumplimiento de la Constitución y de las leyes de España.

2. La deriva secesionista es una cortina de humo para ocultar la mala gestión de Artur Mas y la corrupción detectada en Cataluña.

3. El proceso independentista catalán está dando alas a los gobernantes de Compromís en la Comunitat que plantean problemas sobre los símbolos valencianos y españoles.

4. El proceso soberanista abierto por Artur Mas, azuzado por Esquerra Republicana, es un camino sin retorno.

5. Las elecciones del próximo 27 de septiembre son una magnífica oportunidad para que los catalanes digan no a la aventura independentista.

El proceso independentista catalán ocasiona una clara división de opiniones. Los constitucionalistas, PP y Cs, y los partidarios de retocar la Carta Magna para que el independentismo catalán se encuentre contento dentro del encaje de España, caso de los socialistas y su opción federalista, así como los nacionalistas del Bloc, la formación mayoritaria de la coalición Compromís.

El partido que lidera Ximo Puig ve "con muchísima preocupación" el proceso soberanista catalán, indicó el portavoz socialista Manuel Mata. La postura de los socialistas valencianos es defender la posición de la dirección federal de su partido, la que actualmente también ha hecho suya el Partido Socialista Catalán (PSC) que lidera Miquel Iceta.

«Nosotros defendemos una postura amable, no independentista, pero reconociendo que hay que dar una solución a las expectativas del nacionalismo catalán», afirmó Mata. "Hay quedar a los catalanes motivos para querer permanecer dentro de España", incidió.

Ciutadans (C's)

1. El proceso soberanista catalán es un callejón sin salida en el que los nacionalistas enfrentan a dos bandos a la gente por cuestiones identitarias.

2. Compromís tiene ahora la capacidad de legislar y trabajará soterradamente en el adoctrinamiento, igual que en Cataluña se ha utilizado la lengua y la educación para el adoctrinamiento nacionalista. El conseller de Educación es de esta coalición, miembro del Bloc y partidario de la inmersión lingüística.

3. Ciudadanos anuncia una lucha, con determinación y sin descanso, contra el nacionalismo obligatorio en la Comunitat Valenciana.

4. Las elecciones del próximo 27 de septiembre son una oportunidad histórica para vencer al nacionalismo catalán en las urnas.

Los socialistas se aferran a su propuesta federalista y defienden que la función de la Comunitat Valenciana "es evitar" que los catalanes se vayan de España.

Al margen de motivos históricos o políticos, en el fondo subyacen motivos económicos, puesto que Cataluña, defienden, es la autonomía donde van a parar el grueso de ventas de productos valencianos dentro de España. Y a su vez, la Comunitat Valenciana, es uno de los principales clientes de las empresas catalanas.

Los socialistas catalanes, que no hace muchos años eran el primer partido de Cataluña, especialmente en las elecciones generales, se encuentran hoy casi bajo mínimos. Por ello desde el PSPV tienen la intención de apoyar a Iceta y promocionarlo todo lo que puedan. El líder socialista catalán visitará la Comunitat el próximo mes de septiembre, aseguraron fuentes socialistas, y será recibido por Ximo Puig en calidad de jefe del Consell.

Los socialistas medirán fuerzas con Podemos y los populares de Xavier García Albiol, exalcalde de Badalona, competirán por el voto con Ciudadanos. No ha dicho si invitará al candidato popular a visitar Valencia, pero la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, tiene claro que su partido "va a defender la posición del Gobierno de España al 100%, la Constitución y la ley".

PSPV/PSOE

1. El proceso soberanista catalán causa en los socialistas valencianos "muchísima preocupación".

2. Defensa de una postura moderada no independentista, el federalismo, y partidarios de realizar una reforma de la Constitución. Hay que dar a los catalanes motivos para quererse quedar en España.

3. Apoyo al candidato socialista en Cataluña, Miquel Iceta, que será recibido por el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, en septiembre.

4. La Comunitat Valenciana tiene que convertirse en el enganche para que Cataluña permanezca en España.

5. Cataluña es un motor económico para España y principal cliente de las economía valenciana.

Para Bonig, el proceso independentista "es una irresponsabilidad, una cortina de humo para enmascarar una pésima gestión y se ha convertido en un camino sin retorno". Las elecciones catalanas "tiene un halo plebiscitario enmascarado en una convocatoria electoral de lo más normal", por lo que el presidente catalán "engaña a la ciudadanía", afirma la líder popular.

"El 27 de septiembre se convierte en una magnífica oportunidad para los catalanes para decir no al proceso independentista", afirmó la presidenta del PPCV.

El proceso soberanista tiene una deriva valenciana. Para Bonig, Compromís, y en especial el Bloc, principal socio de la coalición, "nunca ha ocultado sus pretensiones de formar parte de los inexistentes países catalanes". De hecho, en su estatuto, aprobado en septiembre de 2012 -el próximo congreso es en el otoño de 2016- se indica que uno de sus objetivos es la plena soberanía nacional de los valencianos, plasmada en una Constitución "que contemple la posibilidad de una asociación política con los países con los cuales compartimos una misma lengua, cultura e historia".

Podemos

1. Sí al derecho a decidir, pero que lo pueda hacer cada autonomía españolar. Pero extiende ede derecho a decidir a dónde tiene que invertir el Gobierno o la estructura de un territorio.

2. Hablar del proceso soberanista de Cataluña es como referirse a la situación que pueda atravesar Galicia.

3. Podemos culpa a Rajoy y asegura que es una máquina de crear independentismo.

4. Artur Mas no recortaría en sanidad, no toleraría la corrupción o tendría cuentas en Suiza o Andorra si amase a su patria.

5. El cambio es una nueva política, la opción de cambio es Cataluya Sí que Pot.

Bonig incidió en que "a nadie se le escapa que el actual presidente de Les Corts, Enric Morera, la vicepresidenta del Consell, Mònica Oltra, o Enric Nomdedéu, concejal en Castellón, entre muchos otros, han participado en actos con cuatribarradas y esteladas".

La presidenta de los populares valencianos tampoco ve muy claro el proceso federal por el que aboga el PSOE porque "nadie sabe muy bien hacia qué lugar se encamina".

La culpa del proceso soberanista fue del PSOE, asegura Bonig. En especial culpa a Rodríguez Zapatero por decir aquello que el Congreso aprobaría la reforma del Estatuto que llegara desde el Parlamento catalán. "Fue una reforma anticonstitucional".

El rebrote nacionalista, para la líder popular, se ve en hechos como cuando la alcaldesa de Sueca prohibe tocar el himno nacional a las bandas de música en las procesiones, o que n Valencia el alcalde Ribó se niegue a que la Senyera entre en la catedral el 9 dOctubre, que el alcalde de lAlcora esconda la bandera de España tras una cortina, o que en Albalat dels Sorells se prohiba a los concejales ir a las procesiones.

Compromís

1. Culpa del proceso soberanista al Gobierno de José María Aznar por no permitir que se reformara el Estatuto catalán.

2. No cree que el proceso soberanista acabe en la independencia y sí en una reforma del reparto de competencias y de la financiación autonómica.

3. Descarta embarcar a la Comunitat Valenciana en aventuras independentistas, no está en su horizonte.

4. En la reforma de la Constitución se ha de hacer constar los hechos plurinacionales del Estado y se ha de incluir la nacionalidad histórica valenciana.

5. La Comunitat tiene que aprovechar el conflicto catalán para lograr gestionar sus propios impuestos y que se cree un fondo de compensación económica para las autonomías.

Y para Carolina Punset, portavoz de Ciudadanos en Les Corts, el 27-S es "el callejón sin salida al que nos han llevado los nacionalistas que se empeñan en enfrentar en bandos a la gente por cuestiones identitarias en lugar de en trabajar por lo que nos une".

Al igual que el PP, Punset ve que la cita electoral es "una oportunidad histórica para ganar a los nacionalistas". La líder de Cs considera que el hecho de que una formación nacionalista forme parte del Consell "no conlleva un peligro inmediato de contagio de la fiebre independentista, pero evidentemente sí marca el comienzo de una nueva etapa en la que el nacionalismo va a empezar a trabajar de forma soterrada, que es lo más peligroso, en el adoctrinamiento".

Compromís, por su parte, descarta aventuras. La independencia, dicen, "no es nuestro horizonte". Su secretario general -también lo es del Bloc- y presidente de Les Corts, Enric Morera, señala el involucionismo del popular José María Aznar como causante de la deriva independentista. ¿Cómo puede afectar el conflicto soberanista catalán a la Comunitat? Morera reclama un cambio constitucional. "Es necesario hacer una importante reforma de la Constitución para reconocer los hechos plurinacionales del Estado, en el que se ha de incluir la nacionalidad valenciana".

"Nosotros, como valencianos, debemos apostar por una reforma pactada, seria, que fortalezca el hecho autonómico. Poner en marcha un modelo de Estado en el que todos estemos más a gusto, en el que se eviten las arbitrariedades en materia de financiación e inversión pública territorializada, porque actualmente los valencianos somos víctimas del estado centralista", dijo.

En Compromís no quieren que en Cataluña llegue la sangre al río de la independencia. Creen que la solución conviene a los valencianos porque habrá una reordenación de competencias y financiación. "Los valencianos no podemos quedarnos en el régimen económico común de financiación, sería lo peor".

Con Antonio Montiel, líder autonómico de Podemos, de vacaciones, en su grupo parlamentario prefirieron dar la callada por respuesta quizá ante el espectáculo que está ofreciendo su candidato a los comicios catalanes, Lluís Rabell, de Catalunya Sí que Pot, que ora dice que apoya a los candidatos independentistas, ora se desdice.

«Podemos en la Comunitat Valenciana se ocupa de los asuntos de los valencianos». Así se pronunció Ángela Ballester, la valenciana que forma parte del consejo nacional de Podemos y tiene casi un billete para sentarse en el Congreso.

Ballester sí habló como miembro de la cúpula del partido. Se pronuncian sobre el proceso soberanista catalán "como podríamos hacerlo sobre Galicia". "Estamos a favor del derecho a decidir dónde quiere estar cada territorio, pero también del derecho a decidir en qué se tiene que invertir nuestro dinero", dijo.

Para la dirigente, "Rajoy es una máquina de generar independentismo. Con otro gobierno los catalanes querrían quedarse en España antes que las opciones soberanistas". Aseguró que hay tres opciones, el candidato que tiene el PP en Cataluña, García Albiol, los populares se alinean "en la línea dura", y Ciudadanos, "a los que ya conocemos". Después, los independentistas de Mas, "al que no quiero pone en duda su posición, pero si un gobernante ama a su patria no recorta en sanidad ni tiene cuentas en Andorra o Suiza y la corrupción la trata con impunidad, como el PP". La tercera es la que avala su partido, "es la opción de cambio, Catalunya Sí que Pot".

 

Fotos

Vídeos