Adiós al líder del PSE desde 2002

Patxi López, durante una entrevista. /
Patxi López, durante una entrevista.

El batacazo que se llevó el domingo el PSE, unido a la decisión este lunes de Alfredo Pérez Rubalcaba de abandonar la secretaría general del PSOE, ha obligado al primer lehendakari soclialista de la historia en Euskadi a anunciar el inicio de una nueva era

REDACCIÓN BILBAO

El batacazo que se llevó el domingo el PSE, unido a la decisión este lunes de Alfredo Pérez Rubalcaba de convocar un congreso extraordinario y abandonar la secretaría general del PSOE , ha obligado a Patxi López a dar un paso atrás en Euskadi. Cualificados dirigentes del partido, incluido el propio exlehendakari, consideran que la pérdida de la mitad de los votos en las europeas no es un acontecimiento excepcional, sino la confirmación de una tendencia a la baja que sólo se puede revertir si se toman medidas drásticas. Así, comienza una nueva era para el PSE.

Patxi López nació en Portugalete, el 4 de octubre de 1959, en el seno de una familia obrera (su padre fue el histórico dirigente del socialismo vasco Eduardo López Albizu, Lalo). Ingresó en las Juventudes Socialistas en 1975 donde, diez años más tarde, fue elegido secretario general de Euskadi, cargo que ocupó hasta 1988. Ese mismo año entró a formar parte de la Comisión Ejecutiva de Euskadi del PSE, formación en la que militaba desde 1977.

De cerca

Personal: Nació el 4 de octubre de 1959 en Portugalete, hijo del histórico socialista Eduardo López Albizu 'Lalo'. Está casado con Begoña Gil y no tienen hijos. Es socio del Athletic y del Portugalete y se declara amante de la pintura, la música y la fotografía.

Estudios: Ingeniería en Bilbao.

Sus inicios: Ingresó en las Juventudes Socialistas en 1975. Diez años más tarde fue elegido secretario general de Euskadi, cargo que ocupó hasta 1988.

Fue secretario de organización de Euskadi entre 1991 y 1997. En el III Congreso ordinario del PSE-EE de Bizkaia, celebrado el 11 de octubre de 1997 en Bilbao, Patxi López fue elegido secretario general de los socialistas vizcaínos, en sustitución del entonces dirigente de los socialistas vascos Nicolás Redondo Terreros.

El 3 de diciembre del año 2000, fue reelegido por 21 votos de ventaja sobre 335 delegados, frente a su oponente, el alcalde de Barakaldo, Carlos Pera. Tras la dimisión de Nicolás Redondo el 21 de diciembre de 2001, formó parte, junto a los secretarios generales de Alava y Gipuzkoa, de la Comisión Gestora que, presidida por Ramón Jáuregui, fue designada para dirigir a los socialistas vascos hasta la celebración de un congreso extraordinario que nombraría una nueva ejecutiva del PSE.

El 23 de marzo de 2002, fue elegido secretario general del PSE-EE al recibir el 57 por ciento de los votos (308) de los 544 delegados participantes. Disputó el cargo al alcalde de Ermua, Carlos Totorika, y a la parlamentaria guipuzcoana y representante del sector Nuevo Socialismo Vasco, Gemma Zabaleta.

Pugna por la lehendakaritza

Patxi López optó por primera vez a la Presidencia del Gobierno vasco en las autonómicas del 17 de abril de 2005, en las que el Partido Socialista de Euskadi quedó en segunda posición con 18 escaños, cinco más que en 2001, precedido por la coalición PNV-EA, que ganó con 29 diputados. En estos comicios su candidatura consiguió el mejor resultado en votos, aunque no en escaños, de la historia de los socialistas vascos al reunir 274.546 sufragios. Durante el debate de investidura, el nacionalista Juan José Ibarretxe superó a López por 34 votos frente a los 33 del candidato socialista.

En el V Congreso de los Socialistas vascos celebrado en Bilbao el 29 de octubre siguiente, fue reelegido secretario general del PSE-EE con el mayor apoyo (96,7 por ciento) obtenido por un dirigente de este partido.

El 9 de marzo de 2008, el PSE-EE logró, en las elecciones generales, el mejor resultado de su historia, al imponerse en los tres territorios, y conseguir 9 de los 18 diputados elegibles, frente a seis del PNV y tres del PP. Dos meses después, el Comité Nacional del PSE-EE le proclamó candidato a lehendakari para las elecciones autonómicas de marzo de 2009.

Patxi López fue imputado, junto con su compañero en la Ejecutiva del PSE Rodolfo Ares, el lehendakari Juan José Ibarretxe y cinco miembros de Batasuna, por las reuniones que celebraron en 2006, durante el alto el fuego de ETA. El 12 de enero de 2009, el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco decidió el sobreseimiento de la causa. Según la resolución, la acusación popular, ejercida por el Foro de Ermua y Dignidad y Justicia, no tenía la condición de "acusación legítima" en este proceso y por tanto no es suficiente para seguir con el juicio. El Ministerio Fiscal no acusó y tampoco había personadas acusaciones particulares.

Los ejes de su política

Varios ejes marcaron la política del Gobierno vasco en estos años:

- La lucha contra ETA, que permitió acabar con décadas de terrorismo en Euskadi.

- Hacer frente a la crisis, apostando por políticas de crecimiento, frente a la obsesión de la derecha neoliberal por la austeridad.

- La defensa de los servicios públicos, impulsando reformas para garan-tizar su sostenibilidad (estrategia de crónicos en Osakidetza, nuevas tecno-logías y trilingüismo en Educación, creación de Lanbide, reforma de la Administración)

- La apertura de debates, hasta la fecha vetados por el PNV, para mo-dernizar Euskadi: reforma fiscal, reforma del entramado institucional

Tras las elecciones de 2012, el PSE-EE pasó a la oposición en el Parlamento vasco, reeligiendo a Patxi López como su líder en el VII Congreso, celebrado el 9 y 10 de febrero de 2013.

En el 38.º Congreso Federal del PSOE, celebrado en Sevilla el 4 de febrero de 2012 y que eligió a Alfredo Pérez Rubalcaba secretario general, Patxi López obtuvo un puesto de relevancia en la Ejecutiva Federal como secretario de relaciones políticas. Hoy, 27 de mayo de 2014 ha anunciado que deja la secretaría general del PSE.