Tombú, rosado leonés

El rosado de la variedad castellana prieto picudo destaca por su carácter, buena estructura y gran potencial aromático. Vendimiado a mano y fermentado con su propia levadura tras un prensado ligero, sin maceración. Aromas a frutas rojas, un punto goloso muy delicado. Cremoso y con volumen en boca, deje cítrico. Dominio Dostares nació en León con el objetivo de recuperar la variedad prieto picudo.