Seat, de las dudas al éxito en Alemania

Desde el León de 1998, Seat usa chasis Volkswagen./
Desde el León de 1998, Seat usa chasis Volkswagen.

A. A.

La marca española inició sus pasos y tuvo un enorme éxito fabricando modelos con 'licencia Fiat', es decir, diseñados por la marca italiana y que no se vendían en España por las trabas a la importación. Tras abrirse el mercado y con la llegada de fábricas como las de Ford y Opel, Seat entró en pérdidas, por lo que Fiat abandonó su porcentaje accionarial, que terminó en manos del Gobierno. Con dinero institucional se diseñaron los Seat Ibiza y Málaga, mientras se buscaba un inversor que fue Volkswagen. En 1989 compró Seat, un año después Skoda y en 1993 entró en crisis. Fue entonces cuando Piech dijo que él jamás hubiera comprado Seat, lo que explicó el desinterés por la marca durante casi dos décadas. Hoy en día, con otra dirección en Volkswagen y en Seat, la marca camina hacia el éxito. Tiene por fin una amplia gama de producto y el país donde más coches vende es... Alemania.