Seat León ST Cupra R: El último de una gran saga

Seat León ST Cupra R: El último de una gran saga

El éxito de Cupra ha hecho que se convierta en una marca propia, así que este León de 300 CV en edición limitada es su despedida con el logo Seat

REDACCIÓN MOTOR MADRID

A veces pensamos que solo las marcas más premium y exclusivas pueden hacer verdaderos coches con alma deportiva, pero no es cierto. Cada vez más marcas cuentan con un modelo inspirado en el mundo de las carreras, e incluso algunas como Seat ya cuentan con una marca propia cuyos vehículos tienen esa esencia 'racer' que tanto nos gusta, como en el caso de Cupra. El último León Cupra R, presentado en 2017, tenía cinco puertas, tracción delantera, 310 CV y cambio manual o automático, en una edición de 799 unidades. Esta nueva serie llega solo con carrocería familiar, tracción total, 300 CV y cambio automático del tipo DSG que gana una marcha más para alcanzar siete velocidades.

Exclusividad deportiva

El Cupra R no pasa desapercibido. Su personalidad está marcada con su característico color oscuro y detalles en color bronce -aunque se puede elegir en cuatro colores diferentes-. En la parte delantera las líneas son muy marcadas, sobre todo en el paragolpes, que incluye detalles en fibra de carbono. De este material también están hechos otros elementos como el alerón trasero y los faldones laterales. Otro elemento destacado de la parte trasera es el difusor, que está muy bien acompañado por dos salidas dobles de escape que nos dejan un sonido que enamora a todos los amantes del motor.

En el interior, volante forrado en alcántara y pantalla táctil de ocho pulgadas.
En el interior, volante forrado en alcántara y pantalla táctil de ocho pulgadas.

El motor dos litros turbo alcanza los 300 CV y equipa por fin la caja automática de siete velocidades. La carrocería familiar permite el uso de la tracción total en este Cupra R, disponible desde 46.250 euros

Por dentro los detalles deportivos también abundan. El volante y los asientos de tipo baquet están tapizados con alcántara, y en la trasera tenemos suficiente espacio para que sus ocupantes vayan cómodos. En la consola contamos con una pantalla táctil de ocho pulgadas con diferentes opciones de conectividad. Además, el León Cupra R cuenta con ayudas como el asistente de salida involuntaria de carril, control de velocidad por radar, frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones, sistema de reconocimiento de señales de tráfico y cambio de luces de carretera a cruce automático. La deportividad de este modelo se une a un carácter práctico y familiar. Para viajes es un gran compañero, y aunque no sea un coche en el que el confort sea su principal arma, cuenta con detalles que le hacen ser polivalente. En el caso del maletero, cuenta con una capacidad de 587 litros, y si abatimos la fila trasera de asientos el volumen aumenta hasta los 1.470.

El más potente

El ST Cupra R llega con el motor dos litros turbo de 300 CV, pierde 10 CV respecto al anterior Cupra R debido a las normas anticontaminación, que han llevado a incluir un nuevo catalizador trasero que reduce el flujo de gases. A pesar de estos detalles y el mayor peso de la tracción total -1.557 kilogramos-, acelera de cero a cien por hora en 4,9 segundos y tiene una velocidad máxima limitada a 250. También tenemos una única opción de cambio de marchas, el conocido DSG que tiene ahora siete marchas, así que va más desahogado en autopista que el anterior modelo de seis marchas, y mantiene el control por levas al volante.

Muchos detalles en fibra de carbono, como bajo del paragolpes delantero.
Muchos detalles en fibra de carbono, como bajo del paragolpes delantero.

Su consumo medio homologado es de 7,1 litros cada 100 kilómetros, una cifra que en conducción real aumenta, pero que se mantiene entre los más bajos de esta peculiar categoría, la de familiares compactos y muy deportivos. La frenada también responden a un alto nivel gracias a los frenos Brembo que equipa de serie. La dirección tiene una alta precisión y cuenta con el llamado 'control de chasis adaptativo', un sistema que consiste en unos amortiguadores de firmeza variable con tres posiciones a elegir -Normal, Sport y Cupra-. El sistema también es capaz de ajustar la firmeza de cada uno de los cuatro amortiguadores en tiempo real y de forma totalmente independiente, por lo que aporta así una mayor estabilidad en el paso por curva rápido, y evita excesos de balanceo en aceleración y frenada. Por 51.225 euros, que pueden ser 46.300 con las ofertas financieras, podemos hacernos con este modelo tan exclusivo de la marca española. Su deportividad, diseño y manejo hacen del Seat León ST Cupra R un coche único.

Ahora sí, este Cupra R es el último de la saga Seat Cupra antes de convertirse en marca propia con el lanzamiento del futuro Formentor, un coche que, además, tiene un increíble rendimiento para su precio.

Paragolpes trasero voluminoso que incluye dos dobles salidas de escape y un difusor.
Paragolpes trasero voluminoso que incluye dos dobles salidas de escape y un difusor.