Autobello Madrid 2018: El jardín de los juguetes

Los Seat 600 Abarth también estuvieron en escena./
Los Seat 600 Abarth también estuvieron en escena.

Autobello reunió en el Hipódromo de la Zarzuela algunos de los mejores coches, relojes y gente guapa en una velada de ensueño

ALEX ADALID | MADRID

Mezclar la pasión por el automóvil con el talento, las buenas relaciones y un punto de extravagancia ha llevado a Autobello a convertirse en uno de los eventos clave para conocer las últimas novedades del mercado premium, pero también disfrutar de los coches clásicos o, simplemente, de automóviles con algo que decir. El paso por las diferentes ciudades españolas en las que se celebra este festival es, sin duda, una oportunidad única para que todos los amantes de los coches más exclusivos puedan conocerlos más de cerca, pero no solo de coches trata este festival, y es que los relojes de lujo también juegan un papel central. Ya lo dice el eslogan de Autobello: «Bienvenido al jardín de los juguetes para mayores», y no le falta ni un ápice de razón.

Marcando una época

En su décima edición en Madrid, Autobello volvía a sus orígenes, con una celebración en el Hipódromo, el mismo lugar en el que se celebró la primera velada en 2008, un debut que contó con unos treinta automóviles. Allí vimos por primera vez un Bugatti Veyron y se presentó el primer GTA Spano. Ahora, diez años después, Autobello contó con más de doscientosinvitados, casi dos centenares de vehículos y un 'village' donde podíamos disfrutar de un grupo de mariachis alrededor de Bentley, Pegaso o Hispanos Suiza de época, además del GTA Spano, claro.

En los diez años de vida de este festival han pasado muchas cosas, la primera es la aparición de una marca tan deportiva como McLaren, que mostró en Madrid este año el brutal P1 GTR, del que existen apenas un puñado de unidades en el mundo. A los mencionados clásicos se sumaron los antiguos y nuevos Alpine, los modernos eléctricos de Tesla, los híbridos deportivos de Lexus, los descapotables de Mazda, los agresivos Lamborghini... la lista es interminable, y nos entretuvimos de una manera muy especial en el 'stand' BMW, donde se mezclaron con acierto los clásicos alemanes con el nuevo M5, el M3 CS o el i8 Roadster, y que contó con invitados de primera.

Por supuesto, no faltaron personalidades del mundo del automóvil, y aunque echamos en falta a algunos pilotos y carreristas que tienen bonitas y únicas colecciones, sí estuvieron gran parte de las marcas y fabricantes, bien representados por sus equipos de comunicación y dirección.

Un evento único

Tras pasear entre halcones de cetrería, animales disecados, pistolas antiguas personalizadas como objetos de decoración, perros de plástico con logotipos de Ferrari, cascos de moto de todos los tipos y colores e inmobiliarias con sede en Marbella, una bonita cena al aire libre dio continuidad a la velada, que culminó con la entrega de trofeos del concurso de elegancia y con un concierto de Café Quijano.

Esperamos volver pronto a este jardín de los sueños, sin sufrir por ello el síndrome de Stendhal. Si quieren ver la galería completa, está en la web www.lasprovincias.es, donde ya es una de las más vistas.

Fotos

Vídeos