Mazda3: Compacto con espíritu rebelde

El nuevo Mazda 3 continúa la saga de compactos de la marca con un diseño atrevido, alta calidad, buenos motores y precios competitivos./
El nuevo Mazda 3 continúa la saga de compactos de la marca con un diseño atrevido, alta calidad, buenos motores y precios competitivos.

El nuevo Mazda3 se presenta con un osado diseño, motores con etiqueta eco, un nuevo diésel y versiones cinco puertas y sedán

A. ADALID Madrid

Recuerdas la primera vez que viste a alguien con traje y deportivas? De lo transgresor a la tendencia hay un paso, y es lo que piensan en Mazda, que presenta un nuevo compacto que cumple con las reglas de juego, pero también con las de la marca.

El Mazda 3 contiene todo lo que tiene que tener un compacto: cinco puertas, un buen maletero, espacio interior, confort y tecnología, pero no renuncia a una imagen deportiva, con su bajo y largo capó, una maciza trasera, grandes llantas y un interior en el que el puesto de conducción es el protagonista.

También destaca a nivel mecánico: ni motores de baja cilindrada, ni de tres cilindros, ni turbo... nada de eso tiene cabida en este coche que, en cambio, consigue que sus motores de gasolina tengan la tan preciada etiqueta 'eco', ¿Cómo lo hace? con un sistema de hibridación ligera 'mild-hybrid' que consiste en un motor eléctrico para ayudar al de gasolina en arrancadas y aceleración, y que reduce consumo y emisiones.

Versiones berlina y cinco puertas con tres motores, dos gasolina con etiqueta 'eco' y un renovado diésel

Se ofrecen dos motores con esta tecnología, un 2.0 gasolina de 122 CV y una nueva versión de alta compresión con 181 CV. A estos dos motores de etiqueta eco se suma un diesel 1.8 de 116 CV, convirtiendo a Mazda a una de las últimas marcas japonesas que apuesta por el Diésel.

En cuanto a la carrocería, si casi todos los coches de su clase apuestan por el compacto de cinco puertas y el derivado familiar, Mazda prefiere un cinco puertas y un sedán. La marca los ha diferenciado bastante y, aunque el frontal es el mismo, las puertas traseras y toda la zaga son muy diferentes

Por dentro el Mazda 3 es menos japonés que antaño, y lo decimos para bien, ya que los plásticos duros no aparecen y el centro del diseño es el conductor, con piezas de garn calidad y presencia y un bonito volante de tres radios.

Desde 23.400 euros

El mes de marzo marcará el inicio de las entregas en ESpaña, aunque ya se pueden hacer pedidos. Los precios de inicio de venta se sitúan en 24.300 euros, una tarifa alta para un compacto, por lo que es de esperar que el Mazda3 llegue al mercado ya completamente equipado. Para su prueba aún tendremos que esperar algunas semanas. La cita será en las carreteras de la costa portuguesas, donde ya probamos el anterior modelo y donde comprobaremos si la apuesta por el dinamismo se combina con el confort necesario en un compacto.