Mercedes Clase G, el todoterreno por excelencia