Compañero para familias y aventuras

Este Santa Fe es más aventurero de lo que parece, y se atreve con todo tipo de caminos./
Este Santa Fe es más aventurero de lo que parece, y se atreve con todo tipo de caminos.

El Hyundai Santa Fe se ha convertido en uno de los mejores SUV de siete plazas, con un precio acorde a sus cualidades

REDACCIÓN MOTOR

De treinta mil a cincuenta mil euros es mucho dinero para un coche, y más si es de una marca popular como Hyundai, ya que por esos precios podemos comprar vehículos de marcas premium con mayor status. Por eso a coches como este SUV se les exige más, más tamaño, más potencia, más espacio, más calidad, más equipamiento, más garantía... y podemos decir que el nuevo Santa Fe cumple en casi todos los frentes, y se ha convertido, durante este mes de convivencia, en un gran compañero con el que afrontar trayectos en familia, solos, por negocio, trabajo u ocio.

Estamos hablando de un SUV de siete plazas, así que, o se compra porque se necesitan esos asientos extra o porque necesitamos mucho espacio de maletero. Si en otras marcas los SUV de siete plazas son similares en cualidades a los SUV compactos, en el caso de Hyundai, este Santa Fe no es un 'Tucson XXL', sino un coche diseñado desde el principio para convertirse en uno de los buques insignia de la marca.

Esto se nota en el diseño, en el tamaño y en el espacio interior, donde prima la seriedad y el confort. En cuanto a mecánica, Hyundai sabe que no es el principal reclamo para sus clientes, pero solventa el asunto con un diésel de 200 CV, de modo que no hay pegas a pesar de unas prestaciones modestas, especialmente en las arrancadas desde parado, con un consumo razonable.

En seguridad el Hyundai está en el terreno de los líderes, con todo tipo de ayudas a la conducción que, además, son de serie, y que incluyen dos novedades en el mercado: el bloqueo de las puertas si detecta que vamos a abrirlas y se aproxima un vehículo por el lateral, y el sistema que, si hemos olvidado un bebé dentro del coche y que baja las ventanillas y activa intermitentes y claxon.

El equipamiento de esta versión tope de gama es tan amplio que asombra, con asientos ventilados y calefactables y todo tipo de accesorios, pero sin disparar el precio a cifras prohibitivas. Por eso esta versión 4x4 tope de gama sale por unos cincuenta mil euros, y las versiones base por algo más de treinta mil. Es por tanto una excelente opción de compra en un sector al alza.