Carisma deportivo

La caída trasera termina con una forma alzada de tipo alerón./
La caída trasera termina con una forma alzada de tipo alerón.

El BMW Serie 8 Coupé llega con opciones diésel y gasolina muy potentes, un diseño con gran personalidad y la última tecnologíaBMW SERIE 8 COUPÉ

NACHO MARTÍN-LOECHES

Ala hora de sustituir al Serie 6, BMW ha decidido recuperar uno de sus nombres míticos, el del Serie 8, un coupé de los años noventa que se convirtió en el paradigma del gran turismo, vehículos para cubrir grandes rutas con alta velocidad y confort, en la marca alemana. El nuevo Serie 8 recupera ese enfoque, pero con más deportividad y tecnología.

Por su aspecto podríamos decir que el hábitat natural de este coche son los circuitos pero, a pesar de que se puede desenvolver muy bien en uno, es una muy cómoda opción para largos viajes. El nuevo Serie 8 tiene cuatro asientos y, para estos viajes que pueden ser largos, la mayor comodidad la tendrán los ocupantes de las dos plazas delanteras ya que el espacio para las plazas traseras no es muy abundante, aunque son aptas para niños y, quien necesite más espacio, cuenta con la versión 'gran coupé' de cuatro puertas.

CONCLUSIÓN

Respecto al diseño, las líneas están muy marcadas, los faros son led o laser y, en la parte trasera, encontramos un difusor y dos grandes salidas de escape que producen un sonido deportivo. Por parte de las llantas, las podemos elegir de 19 o 20 pulgadas.

Su versión diésel de 320 CV tiene un precio de 112.600 euros y la gasolina de 530, de 140.400

En el interior la marca han continuado con las formas de sus últimos modelos: mientras que la deportividad por fuera es clara, por dentro el diseño se centra en la elegancia, la comodidad y las facilidades en los controles. El cuadro de instrumentos lo forma una pantalla digital de 12,3 pulgadas, y su pantalla central es de diez, complementada con la instrumentación reflejada en el parabrisas -'head-up display'- de excelente información y visibilidad. Respecto a la conectividad, a parte del sistema de la marca, hay que destacar que no cuenta con Android Auto y sí con Apple CarPlay. El maletero, a pesar de estar analizando un coupé, sus cifras son buenas gracias a su profundidad, y es que admite hasta un total de 420 litros.

Diésel y gasolina

Para el nuevo Serie 8 BMW ha lanzado dos motores: un gasolina y un diésel, ambos con tracción total. La opción de gasóleo -de seis cilindros- es la menos potente y cuenta con 320 caballos, por lo que la potencia no va a ser un problema. La variante de gasolina es de ocho cilindros y tiene una potencia de 530 CV, unas cifras que se reflejan en una aceleración de cero a cien en solo 3,7 segundos y un consumo medio que asciende hasta los 9,8 litros por cada cien kilómetros recorridos.

Por el momento estas son las dos opciones que presenta el Serie 8 y ambas tienen un precio que superan los 100.000 euros, en el caso del diésel -840d xDrive- cuesta 112.600 euros y el gasolina -M850i xDrive- 140.400. Y decimos que por el momento porque BMW tiene previsto lanzar la versión M8 Competition, el Serie 8 más potente y deportivo de todos, que tendrá el mismo motor que el M5, de 625 caballos, y acelerará de cero a cien en 3,2 segundos. Pero las cifras de estos motores no dificultan el confort de marcha, ya que BMW ha trabajado mucho en este aspecto con este modelo. Por supuesto, tiene las principales ayudas a la conducción que hoy en día se le pueden exigir a este tipo de modelos, como el control de velocidad por radar con función de parada y arranque, aviso y corrección de salida de carril o ayudas al aparcamiento con sensores y cámaras que proyectan imágenes en 360 grados. Todo esto son algunas de sus cualidades más destacadas, y BMW tiene preparado algo más, ya que ya está disponible el Serie 8 Cabrio y, en septiembre, llegará al mercado la versión 'Gran Coupé' con cuatro puertas dispuesta a ser la superventas.

El Serie 8 Coupé tiene unas grandes cualidades que justifican su precio. Diseño y rendimiento deportivo, confort al volante, tecnología y unos materiales de mucha calidad. Pocos rivales pueden hacer sombra a este modelo con motores diésel y gasolina.