Xàbia homenajea a Nasio y Manolo 'Figura' por su implicación en las fiestas populares

Manolo Llidó e Ignacio Sellés junto a José Chulvi y Toni Miragall. / LP
Manolo Llidó e Ignacio Sellés junto a José Chulvi y Toni Miragall. / LP

El alcalde, José Chulvi, agradeció a ambos festeros su labor por la conservación de las tradiciones y del espíritu colectivo del municipio

R. X.XÀBIA.

El salón de plenos se llenó de fiesta. Y, por una vez, los máximos protagonistas fueron los que siempre quedan en segundo plano, los que se vuelcan con el antes y el después de cualquier acto festivo para que sean otros los que brillen.

El Ayuntamiento de Xàbia quiso rendir homenaje el pasado jueves por la noche a los hombres y mujeres que han hecho posible la pervivencia y evolución de las fiestas populares. Asimismo, se eligieron a dos de las personas claves en la historia festera local: Manolo Llidó, más conocido como 'Manolo Figura' e Ignacio Sellés 'Nasio', quienes desde los años 70 han demostrado su implicación y participación activa en distintas comisiones festeras como Fogueres, Nazareno o el Loreto. Con ello han contribuido a la dinamización social y la conservación de las tradiciones.

El alcalde, José Chulvi, quiso trasladarles el agradecimiento de todo un pueblo, al que se sumaron amigos y familiares. Chulvi empezó su intervención remarcando que «Xàbia es mucho más que sus paisajes de postal; son las personas las que conforman el alma de los pueblos, en especial las que nos regalan lo mejor de sí mismos». El primer edil añadió que estos son «los que tienen un papel activo a la hora de generar felicidad y contribuyen a conservar nuestro espíritu colectivo».

En este sentido, el munícipe señaló que «vosotros, Nasio y Manolo sois imprescindibles». En ese sentido, Chulvi afirmó que «no sabemos imaginar cómo serían nuestras fiestas sin vuestra aportación, generosidad y alegría, por eso es un orgullo poder ofreceros este homenaje merecido y lleno de respeto y aprecio».

El alcalde hizo un repaso de algunas de las contribuciones de ambos a la fiesta: desde la incorporación de correfocs, los cadafales taurinos o el impulso de agrupaciones musicales como la banda de cornetas y tambores o la banda de música. En el caso de Nasio, además, destacó su «gran mano para la cocina». Lo demostró cocinando prácticamente para todas las comisiones e infinidad de peñas junto con su mujer, Fina Cruañes.

No obstante, «y aunque vuestros méritos son numerosos», el primer edil defendió que la mejor prueba de esta trayectoria larga y constante «no se mide con distinciones, sino en el aprecio y en todos los amigos que habéis ganado por el camino». Y aseguró que «si entráramos en los casales de las comisiones y preguntarnos a la gente, no encontraríamos a nadie que no supiera el porqué de este homenaje».

Por su parte, el concejal de Fiestas, Toni Miragall, coincidió en que los dos homenajeados siguen siendo «referentes» en el mundo festero local, «personas inspiradoras para los que han llegado después y que ya forman parte de la historia viva de nuestro pueblo, de toda la gente de Xàbia».