Vecinos de Dénia alertan de la presencia de material contaminante cerca del Racons

Los barriles situados cerca del río Racons denunciados por la plataforma Decona. / LP
Los barriles situados cerca del río Racons denunciados por la plataforma Decona. / LP

Los barriles con productos diluyentes para limpieza específica, restos de material de obra y otros desechos están situados en las proximidades del río

B. ORTOLÀ DÉNIA.

La recién creada plataforma Decona (Dénia Contra el Negocio del Agua) está preocupada por la situación del río Racons, que recorre el parque natural Marjal Pego Oliva y cuya agua se utiliza para abastecer a la capital de la comarca, previo paso por la planta desalinizadora situada en esta zona. Según denuncian la presencia de una importante cantidad de desechos y material contaminante, cerca del cauce, «tanto a pocos metros como un poco más lejos, a unos cien metros».

Se trata, principalmente de desechos de obras, aunque el más preocupante para los miembros de la plataforma son unos barriles de diluyente de limpieza específica que «parecen estar abandonados». En las etiquetas de dichos recipientes, remarcan desde Decona, se indica que el material que almacenan los cerca de veinte barriles, «es inflamable y de alta peligrosidad». Se remarca, además que deben mantenerse alejados de superficies calientes y del calor, «pero están a la intemperie, les da el sol todo el día, es un peligro, tanto para las personas que puedan pasar por allí como para el entorno», critican.

La denuncia la trasladarán, comentan, al Seprona, «hay que hacer algo como para que se solucione, buscar a los autores y proteger la zona». A quienes no se han dirigido todavía es a los ayuntamientos de Pego y Dénia.

Les preocupa que la cercanía con el río Racons pueda contaminar el agua que posteriormente pasa por la planta desalinizadora. Aunque dichos residuos no son los únicos que les inquietan, «sabemos que hay una depuradora en la urbanización de Monte Pego que vierte agua no tratada». También temen que en los campos de cultivo de arroz «se estén utilizando productos químicos como el glifosato, habría que realizar análisis en la zona».

De hecho aseguran que unos vecinos de la zona, «que siempre han pescado en el río», les indicaron que ya no hay peces vivos en el Racons. A estos desechos, indican, hay que sumar otros tantos que «supuestamente una empresa habría soterrado en la zona, aunque no tenemos conocimiento de si realmente existen y donde están».

Los problemas con el agua son el principal caballo de batalla de la plataforma Decona. Aunque no solo luchan por tener un suministro de calidad, «que lo que llegue a casa no esté contaminado, porque si no se ensucia, no habría necesidad de tratarla. De hecho, actualmente la calidad del agua que llega a Dénia es muy lamentable, nos vemos obligados a comprar agua para uso alimenticio»; también lo hacen por conseguir una rebaja del coste a la hora de suministrarlo, incluso piden la municipalización del servicio.

Contacto con los partidos

Una propuesta, esta última que trasladaron hace unas semanas a las candidaturas a la alcaldía de la capital de la comarca. De algunas, revelan, han recibido respuesta, «Podemos, Ara Dénia, Gent de Dénia, Vox y PSPV nos han trasladado sus impresiones a nuestras solicitudes». En cambio el Partido Popular, Ciudadanos y Compromís no lo han hecho, «de estos últimos nos ha sorprendido», reconocen.

Con los que han conseguido intercambiar opiniones, apuntan que la mayoría, «salvo Vox», aprueban casi al 100% sus propuestas. Sobre el PSPV, añaden que les han indicado que el Ayuntamiento «tiene herramientas para controlar a la empresa que gestiona el suministro del agua». Además les han invitado a formar parte del Consell del Agua.