Teulada alerta de la intoxicación de cerca de mil cepas tras el desbroce de caminos

Varias cepas afectadas en el Camí de Sant Miquel que limpió la empresa. / Alejandro Llobell
Varias cepas afectadas en el Camí de Sant Miquel que limpió la empresa. / Alejandro Llobell

El Consistorio afirma que la empresa encargada de limpiar las vías limítrofes a los huertos de viñas utilizó herbicida «cuando no estaba estipulado»

B. ORTOLÀTEULADA MORAIRA.

La mala suerte se ha cebado con la campaña de la uva en Teulada Moraira. El ayuntamiento alertó el martes, a través de un bando, de la posible intoxicación por herbicida de las cepas colindantes a los caminos del término municipal. Al parecer, la empresa contratada para realizar el desbroce de estas vías utilizó este tipo de producto «cuando su uso no estaba estipulado en el contracto», apuntó ayer el concejal de Agricultura, Alejandro Llobell.

Según explicó el edil, la alerta la dio un agricultor del municipio, quién acudió al consistorio para denunciar que las cepas de las vides de su huerto colindante con uno de los caminos limpiados «estaban como quemadas». De hecho, aseguró el concejal que la empresa no avisó de los trabajos que había realizado.

Tras el aviso, el propio edil se personó para comprobar el problema y comprobó que se habían dañado con herbicida. Tras esta queja siguieron algunas más, por lo que el ejecutivo decidió comunicar lo sucedido.

Los técnicos municipales están revisando el contrato para confirmar su incumplimiento

Según Llobell, la empresa encargada fue contratada en el año 2018 y su cometido era el «desbroce de los caminos, no debían echar herbicidas, porque son un producto muy volátil y peligroso que se expande con facilidad».

El edil recordó que hace años, el propio Ayuntamiento era quién se encargaba de realizar estos trabajos, «primero se le daba una pasada a todo quitando las hierbas y, a las pocas semanas, cuando veías que empezaba a crecer, se volvía a dar otra pequeña pasada. Esta segunda vez, incluso, se utilizaba algún tipo de producto, pero en las zonas donde lindaba con los cultivos de uva se apagaban los grifos».

Llobell incidió en que la empresa «se ha excedido de sus funciones, porque no está estipulado en el contrato». El concejal apuntó que los trabajos se han realizado por todo el término municipal, «incluso se han desbrozado caminos sin salida». Por esta razón el ejecutivo está realizando el recuento de los árboles afectados para cuantificar los daños. Ayer por la tarde estaban valoradas como zonas afectadas el camino de San Miquel, el del Paso, el de la Font de l'Horta, el del Rey, el de la Font Santa y el camino viejo de Teulada Moraira.

Según indicó el responsable de Agricultura, «el cifra puede llegar a las 1.000 cepas». Aunque aclaró que se trata de las que están más cerca de los caminos, «no están afectados huertos enteros».

Una vez hecho el recuento, el ejecutivo se reunirá con los perjudicados, el próximo miércoles 18 de septiembre, para informar sobre los pasos a seguir. Llobell comentó que también se ha informado al consistorio de Poble Nou de Benitatxell, municipio vecino donde viven algunos de los propietarios de los huertos afectados.

El concejal apuntó además que ya se está revisando el acuerdo que mantiene el Ayuntamiento con la empresa «para comprobar si realmente se ha incumplido el contrato». Aclaró que deberá ser la empresa quién corra con las posibles indemnizaciones por los daños ocasionados a los cultivos.

El responsable de Agricultura lamentó lo sucedido «porque hace justo un mes empezó la campaña, mientras que las limpiezas de los caminos se realizaron la primera quincena de agosto, por lo que la uva que nace en las vides colindantes está toda afectada».