Empresas se van a polígonos de otras comarcas ante la falta de «suelo industrial competitivo»

Naves industriales en el polígono de Juyarco, ubicado en la entrada de Dénia. / Tino Calvo
Naves industriales en el polígono de Juyarco, ubicado en la entrada de Dénia. / Tino Calvo

El presidente de Cedma reivindica un espacio con buenas infraestructuras y conexiones en la Marina Alta para resultar «más atractivos» al inversor

R. GONZÁLEZDÉNIA.

Las empresas que quieren expandirse o las que buscan ubicarse en puntos estratégicos parecen descartar la Marina Alta. Algunas de ellas, con sede en la comarca, han optado finalmente por polígonos de otras zonas. Ese es el caso, entre otros, de Clave Denia SA, matriz de la marca Ale-Hop, que pese a tener un espacio en Ondara, ha adquirido para una futura expansión tres parcelas en Tavernes de la Valldigna que suman 47.000 metros cuadrados. Estos casos se producen, según el presidente del Cercle Empresarial de la Marina Alta (Cedma), Benito Mestre Caudeli, ante la falta de «suelo industrial competitivo», tanto por el elevado precio por su escasez, como por las pequeñas dimensiones o la falta de conexiones.

Esta misma empresa ya había dejado clara su apuesta por la vecina comarca de la Safor, ya que acaba de implantarse en Bellreguard con un centro logístico ubicado en una superficie de 20.000 metros cuadrados. Uno de sus representantes, Darío Grimalt, reconoce que el motivo de haberse decantado por un terreno fuera de la Marina se debía a «las condiciones económicas» y a que necesitaban un espacio grande difícil de hallar en la comarca.

El máximo dirigente de Cedma remarca que esta situación no es nueva y que conoce casos de inversores que tenían Dénia, y otras zonas cercanas, en su punto de mira pero que al final descartaron esa idea. En su opinión, resulta «lamentable» que haya negocios con gran potencial que tengan que salir de la Marina. Según subraya, todo esto pone de manifiesto «la carencia de infraestructuras y de suelo» que potencie e impulse la economía.

Desde hace tiempo, Cedma incide en que es necesario enriquecer el actual modelo económico y para ello hace falta potenciar otros sectores que complementarían los ingresos que genera el turismo. Para la patronal, resulta vital que los distintos actores, incluidos los ayuntamientos de los municipios, se sienten a hablar y planifiquen infraestructuras a nivel global, dejando de lado las individualidades y «haciendo comarca».

Mestre Caudeli hace hincapié en la importancia de favorecer la instalación de empresas y negocios en los polígonos porque impulsan la economía de la zona y generan empleo y riqueza. Por ello, reivindica un espacio con buenas infraestructuras y conexiones en la Marina Alta para ser «más competitivos» y de esa forma resultar «más atractivos» a los ojos de los inversores.

En ese sentido, el líder de la federación pone el acento en la necesidad de dotar a esta zona de accesos e infraestructuras que faciliten la implantación de empresas en los polígonos. Por un lado estaría la mejora de carreteras y de transportes. Por otro, Benito Mestre señala que hace falta que la banda ancha llegue a los distintos municipios y zonas industriales para que las empresas puedan contar con unas conexiones informáticas de primera que faciliten su labor y las haga más competitivas.

Más