Dénia reabre la playa de Punta dels Molins al baño tras dos días cerrada por bacterias fecales

Unos bañistas protegiéndose del sol bajo las sombrillas en la playa de Punta dels Molins de Dénia. / Tino Calvo
Unos bañistas protegiéndose del sol bajo las sombrillas en la playa de Punta dels Molins de Dénia. / Tino Calvo

El resultado de las últimas analíticas realizadas el jueves por la conselleria califica de imperceptible la contaminación del agua

R. G./R. D.DÉNIA.

La capital comarcal reabrió ayer al baño la playa de Punta dels Molins, que el miércoles Dénia tuvo que cerrar tras detectarse contaminación fecal en el resultado de las analíticas de calidad del agua. Sin embargo, las últimas pruebas llevadas a cabo el jueves por la dirección general del Agua de la Conselleria de Transición Ecológica fueron favorables. Los resultados señalaban que los niveles de 'enterococos intestinales', que habían sido la causa del cierre, se habían reducido a valores imperceptibles.

Por ello, el ayuntamiento retiró la bandera roja de la zona y los bañistas ya pudieron volver a disfrutar del mar en ese tramo del litoral dianense. De momento no se conoce la fuente que provocó la contaminación en Punta dels Molins. Por lo que el Consistorio continúa trabajando para detectarla y evitar que se puedan producir nuevos vertidos que contaminen la playa.

Y es que, el pasado miércoles, muchos fueron los bañistas que tuvieron que abandonar el agua a las 13 horas. La Policía Local y la socorrista que se encontraba en este turno advirtieron de las contaminación del agua y procedieron al cierre al baño. La alerta saltó tras un análisis rutinario en el que se detectó una peligrosa cantidad de 'enterococos intestinales' que superaba los niveles máximos admisibles.

En ese instante, decenas de bañistas tuvieron que salir del mar y un grupo de 25 personas que recibía clases de windsurf tuvo que desplazarse a la playa contiguas para poder regresar a la orilla. La concejal de Transición Ecológica, Maite Conejero, recalcó que la contaminación se ceñía «únicamente a la playa de Molins» también descartó que el origen fueran las algas o vertidos de las urbanizaciones de la zona porque, según recalcó, «desde Nova Dénia hasta la desembocadura del Girona todas están conectadas al alcantarillado».

Tras la clausura de la primera jornada cuando saltó el aviso, la dirección general llevó a cabo ese mismo día una nueva analítica, cuyos resultados se conocieron el jueves. A pesar de haber mejorado la situación, los niveles obtenidos todavía permanecían en el rango de peligrosidad por contaminación fecal, por lo que se mantuvo el cierre.

Pérez Conejero insistió en que los técnicos municipales continuaban con la investigación para tratar de encontrar el foco causante de esa situación.

De momento, continúa sin saberse el origen de la contaminación que afectó durante dos días a la playa de Punta dels Molins. El consistorio continúa con la búsqueda de la fuente de los vertidos para evitar que se produzcan de nuevo.

Durante los dos día en los que la playa permaneció cerrada, desde el Consistorio insistieron en que Molins era el único punto de contaminación y que el agua del resto del extenso litoral de la ciudad se encontraba en un estado óptimo para el baño.

Más