https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

"No sé lo que puede ocurrir mañana, pero sí he dicho que Muñiz debe ser nuestro entrenador hasta junio»

Tito responde durante una entrevista concedida a este periódico. /D. Torres
Tito responde durante una entrevista concedida a este periódico. / D. Torres

Vicente Blanco 'Tito' es el director deportivo del Levante

MOISÉS RODRÍGUEZVALENCIA.

Tito centra las miradas del levantinismo desde que el lunes avalase la continuidad de Juan Ramón López Muñiz al frente de la primera plantilla. Respalda al técnico, aunque no se pilla los dedos garantizando al 100% que seguirá si el rumbo del equipo no acaba de enderezarse. Si se muestra enérgico al defender la gestión realizada en los dos mercados de fichajes en los que ha trabajado como director deportivo de Primera.

-¿Qué conclusiones saca del amistoso contra el FC Ufa?

-Se trataba de sumar minutos a los jugadores que menos los están teniendo, prepararlos para una semana en la que vamos a tener tres partidos en seis días. He de hacer una valoración positiva porque hemos competido bien y porque no ha habido lesionados, que es importante. Y porque veo gente que está dando señales de tener un buen nivel y que nos va a ayudar.

-Le digo mi valoración, y me comenta qué le parece. Como positivo, destaco a Rochina y Sadiku...

-Sí, Rochina y Sadiku, bien. Pero también Iván (Ivi), Coke, Cabaco, Roger ha acumulado más minutos, Pedro López llevaba tiempo sin jugar y lo he visto a buen nivel, Toño salía de una lesión y ha podido jugar todo el partido... Yo tengo más aspectos positivos, pero estoy de acuerdo en los que ha dicho.

-... y como negativo, se mantiene la inercia de no ganar y que al equipo le cuesta hacer gol.

-Bueno, he visto que hemos competido bien. No me gusta que hemos encajado un gol a balón parado, pero creo que hemos tenido alguna ocasión para adelantarnos. Nos hemos levantado tras el 0-1 y en la segunda parte hemos sido mejores. El equipo ha estado más cerca de ganar que de empatar.

-Habla del gol a balón parado. Tras dos mercados, ¿le queda el debe de no haber reforzado la defensa? Al inicio de la Liga el equipo tenía solidez, pero últimamente la inercia es de encajar siempre.

-No lo percibo igual. Entre córners, penaltis y una falta lateral hemos recibido ocho goles. Veo rivales muy importantes en la Liga que están encajando más a balón parado. No creo que sea un tema de un jugador que mejore defensa. Un córner es una acción de estrategia a balón parado. Hay una disposición táctica en la que suelen ayudar muchos jugadores que no son defensas. No creo que sea cuestión de tener un defensa más para mejorar.

-No deja de ser preocupante que en lo que va de año no se haya dejado aún la portería a cero...

-Preocupante, claro. Pero estás en Primera y juegas contra rivales con futbolistas de mucho nivel. Nosotros tampoco nos quedamos a cero, hasta Anoeta llevábamos tiempo marcando. Si no te marcan estás más cerca de ganar, pero el rival también juega y tiene acierto. Lo que no nos gusta es que nos marquen por un error colectivo o individual.

-¿Cuán cerca estuvo Muñiz de dejar de ser el entrenador del Levante el lunes?

-Ni cerca ni lejos. Estuvo igual que el día anterior.

-El día anterior, tras la derrota en Anoeta, había directivos que dudaron, luego sí hubo posibilidades de que saliera...

-¡Ya sabe más que yo! Ese día no hablé con ningún directivo y con el presidente, porque estábamos preocupados, igual que el lunes con el míster. En ningún momento he hablado con un miembro del consejo o el presidente diciendo que estoy con dudas. No, cero. Después de la reunión con el entrenador, fui al club para trasladar mi valoración a los directivos. Me remito a lo que dijo el presidente. Se habla de muchas cosas, pero desde el consejo nunca me han trasmitido que haya que prescindir del míster.

-¿Qué es lo que le convence de la conversación con el míster de que está capacitado para seguir?

-A mí no me convence Muñiz. Lo que yo quería era hablar de lo que ocurrió en el partido de San Sebastián. Si el Levante no juega un partido con el nivel tan bajo como el del otro día y no habíamos visto en 23 jornadas, yo creo que no se desata ninguna alarma. Hubiera sido preocupante, pero no tanto. Hablando con el míster, que me transmite energía, viendo un equipo que forma un gran vestuario y está con el entrenador... Hay cosas que, en situaciones como las del Levante, si no las tienes te da la sensación de que todo se puede ir al traste. Yo veo signos muy claros de que hay una base para conseguir el objetivo.

-Quico Catalán dijo el lunes que hay que motivar a los jugadores. ¿Ha percibido algo en ese aspecto que pueda estar lastrando?

-A ver, yo que he estado ahí y el que juega a fútbol ya debe estar motivado. Todo el prestigio que te da jugar en el Levante y en la mejor liga del mundo son suficientes motivos para no necesitar más de forma externa. Sí es cierto que hablamos de futbolistas jóvenes, y cuando encajas resultados adversos, el jugador está cabizbajo. Yo creo que se refería a levantar la cabeza, a mentalizarse de que lo que queda es duro, pero que tenemos mimbres y motivos por los que estar alegres. Lo que me han transmitido el vestuario y el míster es de un equipo que va en una dirección. En eso estoy tranquilo pero no cabe duda que mentalmente es duro y fastidioso recibir un 3-0 tal como se dio en Anoeta.

-¿Puede asegurar que Muñiz va a acabar la temporada?

-A ver, esa pregunta... ¿le puedo garantizar que va a seguir trabajando mucho tiempo en su periódico?

-No, pero usted no es mi jefe...

-A ver, ya sabe como funciona el fútbol. Mi deseo es que el lunes empecemos el partido con todas las garantías de que podamos ganar al Betis. Ese es mi objetivo y el del míster. No puedo garantizar lo que pueda suceder mañana. Yo sí he dicho que Muñiz debe ser el entrenador del Levante hasta el 30 de junio.

-¿Otra debacle como la de Anoeta le haría cambiar de parecer?

-Voy a ser contundente en eso. Después de tomar esta decisión, que se la transmito al club y me la respetan como máximo responsable de la parcela deportiva, no puedo variar en dos partidos. De 24 encuentros sólo he visto uno que me haya preocupado de forma alarmante, que es el de la Real. Hay 19 en los que hemos competido. De estos, 11 han sido empates y he visto al equipo en ocasiones más cerca de ganar que de perder. No quiero pensar que vayamos a tener más partidos como el de San Sebastián, sino que vamos a reaccionar como hicimos contra el Real Madrid o en Mestalla, donde estuvimos vivos hasta el 2-1.

-¿Qué bagaje necesita el equipo la semana que viene? Tras una etapa con partidos complicados, empieza a medirse a rivales directos o equipos de la zona media...

-Competir. El equipo tiene que trabajar en cada entrenamiento. Cada uno debe demostrar que tiene confianza. Si trabajamos con un objetivo común que es el de salir a ganar los 14 partidos que quedan, tendremos opciones de ello. Pero no tengo la varita mágica.

-Ya pero un 0 de 9 convertiría la situación en insostenible...

-Yo no voy a hablar de suposiciones, sino de que el lunes vamos a jugar contra el Betis. Es verdad que nos enfrentamos a equipos que no queremos que se distancien. Quien vaya a los entrenamientos verá que los futbolistas trabajan como lo han hecho desde el inicio de la pretemporada. Nos hace falta estar más acertados: en el área contraria marcando goles y en la propia, evitándolos.

-Muñiz tiene otro año de contrato después de este. A día de hoy, ¿tiene claro que lo va a cumplir?

-No voy a decir lo que pueda ocurrir o lo que no. Igual tres o cuatro meses lo que quiero es ampliar el contrato del míster. ¡Yo que sé!

-Hablemos del mercado. El míster llegó a pedir públicamente que se le fichara el delantero. ¿Cuánto daño le hizo a usted la incorporación de Fahad antes de que se cerrase la de los atacantes?

-No me hizo daño. Era una situación que teníamos clara en el club.

-¿Cree que puede aportar?

-Es un futbolista más con licencia y si el míster lo ve así, lo pondrá.

-¿Por qué tardaron tanto en llegar los delanteros tanto en el mercado de verano como en invierno?

-Porque las direcciones deportivas no controlan los tiempos. Yo quiero los mejores jugadores que pueden venir al Levante, pero las operaciones dependen del mercado, del propio futbolista y que en algunos casos tienen contrato con otro club. Hay muchas variables que no controlas, no es como ir a comprar 24 manzanas y llevártelas a casa.

-Nano llegó porque el Eibar quería darle salida y a última hora...

-A Nano ya hacía tiempo que lo seguíamos. Vimos que finalizaba el mercado y pensamos que con lo que teníamos más ese jugador, podía darnos rendimiento. Que luego salgan las cosas o no, pues se suele hablar. Se ha dicho que en verano se hizo mal, pues en este mercado de invierno hay que esperar al 20 de mayo. Mi intención al firmar a Sadiku, Pazzini, e incluso Rochina es que puedan contribuir en el gol y en las asistencias para lograr el objetivo. Ojalá, porque se nos va a valorar por el resultado. Yo tengo que aceptarlo, luego haréis los números.

-¿La llegada de Pazzini obligará a cambiar la forma de jugar?

-Esa no es una pregunta para mí, sino para el entrenador.

-¿Ha sido la lesión de Roger uno de los grandes culpables de la situación del equipo?

-Hombre, nos hizo mucho daño. Nos dejó tocados al vestuario, al cuerpo técnico y al club. Teníamos muchas esperanzas puestas en que con la dinámica que traía de Segunda se sintiera importante en Primera. Yo lo he comparado con los otros dos equipos que se han ascendido: en el caso del Getafe, Jorge Molina hizo 20 goles y esta temporada sigue marcando. Pensábamos que Roger iba a ser el delantero que iba a marcar los goles en Primera, y estoy seguro de que acabará haciendo y será importante en lo que queda.

-¿Se ha planteado en algún momento poner su cargo a disposición del consejo?

-No. Se tiene que dar algo que no vea bien y de momento no ha ocurrido. Yo voy a ser un profesional. Me firma el Levante y estaré al servicio del club hasta que me digan lo contrario. Después de 21 meses estoy encantado de cómo me dejan trabajar y creo que hemos conseguido, sobre todo tras el ascenso, una estructura deportiva cada vez más profesional. Cubrimos España y países en todo el mundo. Estoy feliz porque trabajo en lo que me gusta en un club del que soy aficionado y abonado. Pase lo que pase yo voy a ser del Levante.

Fotos

Vídeos