https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

Pazzini, el más prematuro

Pazzini, el más prematuro

El italiano tarda 12 minutos en marcar, mejorando los registros de Caicedo y Martins | El ariete desata la ilusión en el Levante, Boateng se reivindica con su primer gol en Liga y Morales alcanza su esplendor en un momento clave

ALBERTO MARTÍNEZ VALENCIA.

Giampaolo Pazzini ya avisó en su presentación oficial: «Vengo como jugador, no como turista». Dicho y hecho. El veterano delantero ha empezado a lo grande su primera experiencia fuera de Italia, alcanzando un registro inaudito en el Levante. Y es que sólo tardó 12 minutos en estrenarse como goleador con la camiseta azulgrana, mejorando los números cosechados por otros arietes como Felipe Caicedo y Obafemi Martins. El futbolista de Pescia aprovechó su debut para erigirse en el goleador más prematuro del conjunto granota en la élite durante la última década.

Vive del gol. De su instinto. Lo lleva haciendo desde que alcanzó el fútbol profesional. En 2004 dio el salto a la Serie A, en la que ha disputado un total de 368 partidos, 230 de ellos como titular, y ha sumado 111 tantos. Atalanta, Fiorentina, Sampdoria, Inter, Milán y, en último lugar, Hellas Verona son los clubes en los que ha dejado su firma. Ahora le toca hacerlo en la Liga española al aceptar el reto lanzado por el presidente del Levante, Quico Catalán. El dirigente cogió un avión para convencer al futbolista de que su presencia podía resultar determinante dentro del proyecto granota.

Se trata de un desafío que resulta familiar para Pazzini, quien en 2016 decidió continuar en el Hellas Verona pese al descenso a la Serie B. No se bajó del barco por puro compromiso y lealtad. Y desempeñó un papel fundamental para retornar a la máxima categoría, ya que marcó 23 dianas en 35 encuentros.

Esta temporada, sin embargo, había pasado a un segundo plano. Pese a alzarse como uno de los capitanes del Hellas Verona, perdió la titularidad y se planteó marcharse cedido en el mercado invernal. En un principio era reacio a recalar en el Levante por cuestiones familiares, especialmente la escolarización de su hijo, pero finalmente le convenció la propuesta azulgrana. Antes de aceptar, pidió referencias a un exfutbolista granota como Damiano Tommasi. «Cuando hablé con él, parecía que el club era suyo», bromeó Pazzini, quien ha vestido en 25 ocasiones la camiseta de la selección absoluta italiana y disputó en 2010 el Mundial de Sudáfrica

Durante el último curso, Pazzini ha logrado cuatro tantos con el Hellas Verona en 925 minutos. Todos de penalti y tres de ellos saltando al césped en la segunda mitad. Para abrir la lata como levantinista, no le hizo falta disparar desde los once metros. En un Ciutat de València abarrotado y con el Madrid como rival, se desmarcó y aprovechó una precisa asistencia de Jason.

Su gol desató la locura en Orriols, ya que supuso el empate in extremis ante el conjunto blanco. El delantero italiano sustituyó a Ivi en el minuto 76 y puso las tablas en el 88. Máxima efectividad. Una tempranera diana con la que adelanta en precocidad a Caicedo y Martins, quienes también vieron portería en sus respectivos debuts como levantinistas. El ecuatoriano tardó sólo 24 minutos en marcar, mientras que al nigeriano le bastó con 41.

El empate frente al Madrid ha servido para que los granotas recuperen la ilusión. Emmanuel Boateng se reivindicó con su primer gol como azulgrana en Liga. El ghanés, quien ve cómo crece la competencia en ataque, ha necesitado 570 minutos para estrenarse. Al mismo tiempo, el recital de Morales el pasado sábado alimenta la fe. El madrileño, a base de rendimiento y liderazgo, ha alcanzado su esplendor en un momento crucial de la temporada.

Más

Fotos

Vídeos