https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

El Levante avanza con Tito pero sigue sin renovarlo

Tito Blanco, en una sala del Ciutat de València. / damián torres
Tito Blanco, en una sala del Ciutat de València. / damián torres

Quico Catalán trabajará junto al alicantino durante los próximos días para tratar de introducir algunos matices antes de la decisión final El consejo aprueba el planteamiento del director deportivo en líneas generales, aunque hay aspectos que no convencen

ALBERTO MARTÍNEZ VALENCIA.

Tito Blanco ha pasado el primer corte, pero hay más. El consejo de administración del Levante, que se reunió ayer durante seis horas, atendió las explicaciones del director deportivo sobre cuáles son sus intenciones de cara al futuro. El de Benidorm, cuyo contrato expira el 30 de junio, expuso su proyecto minuciosamente y defendió la estructura por la que optaría en caso de renovar. Dejó claro que quiere realizar cambios. Su propuesta gustó en líneas generales, pero existen determinados aspectos que no terminan de convencer. De esta forma, la entidad tomó la determinación de que, durante los próximos días, el presidente azulgrana, Quico Catalán, trabaje junto al alicantino para tratar de avanzar e introducir algunos matices. A partir de ahí, llegará la decisión definitiva.

El Levante evitó ayer aclarar si, finalmente, Tito continuará como director deportivo o no. En estos momentos, el alicantino está más cerca de seguir que de cerrar su etapa en Orriols, aunque el consejo de administración todavía no se ha posicionado definitivamente. La idea de la cúpula consiste en pulir el proyecto presentado ayer por el de Benidorm, ya que existen dudas y discrepancias sobre algunos puntos. Una tarea de la que se encargará personalmente Quico Catalán.

El presidente azulgrana se citará con Tito durante los próximos días y, cuando tenga el planteamiento final, se lo trasladará al consejo de administración para que den el visto bueno o lo rechacen. El consejo desea madurar la decisión, ya que ha habido división de opiniones.

El de Benidorm propone cambios en el organigrama, aunque mantendría la figura de director técnico

Tito estuvo presente durante una fase de la reunión celebrada ayer en las oficinas del Ciutat de València. Durante ese encuentro, el alicantino expuso cuál sería el nuevo organigrama y su plan de trabajo para los próximos años. Avisó de que pretende introducir cambios dentro del funcionamiento, ya que en los últimos meses se han producido fricciones que han afectado a la coordinación entre áreas. Eso sí, dentro de la estructura, optaría por mantener el cargo de director técnico, que ha estado ocupado por Luis Helguera y, anteriormente, por Carmelo del Pozo. Se trata de una figura que actúa como mano derecha.

Tito no desveló quién desempeñaría esa función de director técnico, aunque su relación con Luis Helguera se ha ido desgastando a lo largo de la temporada. Todos los responsables de la estructura deportiva terminan contrato el 30 de junio, por lo que el de Benidorm debe aclarar quiénes le acompañarían en su nueva etapa y de quiénes prescindiría. Esta temporada ha incorporado a Javier Moreiras (miembro de la secretaría técnica del primer equipo) y Santiago Carpintero (adjunto en la gestión del filial y el juvenil A). El alicantino se siente satisfecho con su labor, por lo que todo apunta a que continuarían en el organigrama o incluso podrían ascender.

En 2016, cuando aterrizó, Tito apostó por Herni como responsable del filial y el juvenil A, mientras que Sergio Gómez y Joaqui Navarro dieron un salto en la escuela. Además, ubicó a Mora y Sancho en la secretaría técnica del primer equipo. El alicantino deberá aclarar quiénes permanecerían en la estructura.

Durante los últimos meses, ha crecido la tensión y se han producido distanciamientos y situaciones que han generado recelo. El Levante, que busca un proyecto de dos o tres años, prevé esclarecer el futuro de Tito en cuestión de semanas.

Más