https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

El club y Villarroel no llegan a un acuerdo e irán a juicio

J. M.

valencia. El Levante y el exmáximo accionista Pedro Villarroel tenían ayer una cita en los juzgados, en la vista entre ambas partes por la demanda que el expresidente puso el pasado mes de marzo, pero no llegaron a un acuerdo y el litigio se decidirá en un juicio. Villarroel reclama al club el pago de 1,2 millones de euros como compensación porque el Levante se quedara sus acciones en autocartera, antes de pasar a la Fundación.

La demanda, interpuesta por la empresa Cofiser, exige el pago de esa cantidad, tras haber renunciado a la opción de compra de las acciones y a las cantidades que debía percibir. La contrapartida, tal y como se firmó entre el club y la empresa, era el pago de 1,2 millones cuando se hiciera la recalificación del Ciutat o en el plazo de tres años, término que se ha cumplido de sobra, por lo que Villarroel ha decidido denunciar y llevar el litigio hasta el final. Paralelamente, el club ha pagado casi en su totalidad la deuda concursal a Villarroel, incluida en el crédito subordinado.

 

Fotos

Vídeos