https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

Boateng pone rumbo a China en lugar de ir a Mendizorroza

Boateng, junto a Vezo en un entrenamiento en la ciudad deportiva de Buñol.  / adolfo benetó/levante ud
Boateng, junto a Vezo en un entrenamiento en la ciudad deportiva de Buñol. / adolfo benetó/levante ud

El Levante, a punto de traspasar al ariete ghanés al Dalian Yifang por 11 millones más variablesEl equipo granota visita al Alavés con el reto de abstraerse de la venta del africano, la marcha de Jason y la entrada en prisión de Toño

ALBERTO MARTÍNEZ

valencia. No ha sido una semana fácil en Orriols. Para nada. El último episodio, el multimillonario traspaso de Boateng al Dalian Yifang chino, se suma a los casos de Jason y Toño. El gallego tiene un acuerdo casi cerrado con el Valencia para la temporada que viene, mientras que el de Puerto de Sagunto se encuentra en Teruel en prisión provisional. Circunstancias que han agitado el vestuario del Levante. Así, el principal objetivo del conjunto azulgrana para el encuentro de esta noche pasa por abstraerse de los asuntos extradeportivos. Los de Paco López visitan hoy al Alavés con la esperanza de reencontrarse con la victoria para alejarse de la zona de peligro. Cabe recordar que, en las últimas 12 jornadas, los granotas han sumado 11 puntos. La plantilla se desplazará a Mendizorroza sin el delantero ghanés, cuya venta está prácticamente zanjada.

El Levante ultimaba ayer las negociaciones con el Dalian Yifang para el traspaso de Emmanuel Boateng. El acuerdo está casi zanjado y la entidad de Orriols espera percibir 11 millones de euros fijos más tres en variables. Además, los azulgrana se reservarían el 25 por ciento de la plusvalía de un futuro traspaso.

Si todo marcha según lo previsto, Boateng se convertirá en la segunda mayor venta de la historia del Levante, sólo por detrás de la de Jefferson Lerma. El colombiano, traspasado al Bournemouth el pasado verano, dejó en las arcas azulgrana 30 millones. El traspaso del delantero africano superaría al de Keylor Navas, quien se marchó al Real Madrid por diez kilos en 2014.

Álex Blanco, hijo de Tito, ha recalado en el conjunto vitoriano en el mercado de invierno

Boateng aterrizó en el Ciutat de València durante el verano de 2017 después de que el Levante pagara 2,5 millones al Moreirense. Así, el club granota obtiene un gran rendimiento económico por el futbolista, de 22 años. El internacional ghanés posee una gran proyección, aunque esta temporada no se ha hecho un sitio en el once titular. En Liga, suma 695 minutos y un gol. La pasada campaña firmó seis dianas y acabó completando actuaciones ilusionantes.

Boateng acudió ayer a la ciudad deportiva de Buñol para ejercitarse, aunque no entró en la convocatoria para el partido de esta noche. Y es que, en principio, hoy se cerrará su traspaso al Dalian Yifang. El ghanés, quien debe superar el reconocimiento médico, no estaba gozando de la continuidad esperada en el Levante. Además, el club asiático le ha puesto encima de la mesa unas jugosas condiciones económicas.

El técnico del Levante, Paco López, cuenta con tres delanteros para acabar el curso: Roger, Mayoral y Dwamena. Sin olvidar a Morales, quien está ejerciendo de atacante en la mayor parte de partidos, y el polivalente Simon.

El traspaso de Boateng ha cerrado una semana especialmente convulsa. El pasado viernes, Toño García fue encarcelado en Teruel por presunta pertenencia a organización criminal y blanqueo de capitales. El juez instructor investiga una red que supuestamente extorsionaba a personas que visitaban una página web de contactos con prostitutas.

El abogado de Toño, Emilio Pérez Mora, está indignado por la entrada del futbolista en prisión. Así, esta semana va a presentar un recurso con la intención de que se le conceda la libertad provisional bajo fianza o cualquier otra medida cautelar. «Es insólito. Su participación es simple y llanamente ser un ingenuo y guardar el dinero de un conocido en su casa. Menos de 5.000 euros. Por guardar el dinero de un amigo en su casa, el juez decide que pertenece a una organización criminal que se dedica al blanqueo de capitales», lamenta el letrado.

Un días antes, el martes, comenzaron las turbulencias alrededor de Jason Remeseiro. Y es que el gallego, quien queda libre el 30 de junio y ha desoído la última oferta de renovación del Levante, tiene un acuerdo prácticamente zanjado para marcharse al Valencia la próxima temporada. Pese a todo, Paco López cuenta con el coruñés. «Entiendo desde el punto de vista emocional el enfado que pudiera tener el aficionado, pero nosotros debemos actuar desde un punto de vista racional. La lógica dice que es un activo del club, que es un recurso que tenemos y por lo tanto no sería lógico no tirar del jugador», ha avisado el de Silla.

Además, Paco López no dispone del sancionado Campaña ni los lesionados Postigo y Rochina. El técnico ha recuperado a Chema y ha citado a Manzanara, aunque debe realizar dos descartes. El Levante se medirá hoy a Álex Blanco, hijo del director deportivo azulgrana, Tito. El joven extremo, quien pertenece al Mestalla, se ha marchado cedido al Alavés en el mercado invernal.