https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

El Atlético Levante domina el partido pero cae al final ante el Barça B

La primera parte es clara para los futbolistas de Luis García Tevenet aunque la falta de fortuna para marcar evita que lograran algo positivo

R. D.

valencia. El Atlético Levante cayó ayer ante el filial del FC Barcelona en un encuentro en el que llevaron la voz cantante desde el inicio. En la segunda mitad, dos llegadas de Abel Ruiz y Collado decantaron la balanza de un encuentro muy igualado

Un Atlético Levante UD muy dominador llevó la batuta del encuentro durante los primeros 45 minutos, dejando llegar al FC Barcelona B en una única ocasión clara, sin embargo, el lanzamiento cruzado de Kike Saverio se marchó desviado.

La réplica de los de Luis García Tevenet llegó a través de Joan Monterde con un remate escorado que obligó a Iñaki Peña a esforzarse. La zaga granota volvió a la carga superada la media hora de partido con las llegadas de Arturo Molina y Joan Monterde, las cuales no encontraron portería por muy poco.

Ya en la segunda parte los levantinistas pudieron abrir la lata a las primeras de cambio, sin embargo, el remate de Ontiveros al segundo poste se topó con la gran intervención del meta local. En la siguiente acción, le invalidarían un tanto al ariete del Atlético Levante UD tras un fuera de juego muy ajustado.

Un filial barcelonés que fue de menos a más tomándole la medida al encuentro y que a falta de escasos 20 minutos inauguró el marcador con el tanto de Abel Ruiz. El delantero valenciano demostró que es un auténtico cazagoles. Ya juega en la selección sub-21, a la que ha llegado tras triunfar en las categorías inferiores.

Los futbolistas de Luis García Tevenet no bajaron los brazos en ningún momento y pudieron hacer la igualada en varias ocasiones. Pero cuando no la fortuna no quiere acompañar a un equipo, ocurre lo que pasó ayer en Barcelona. El mejor ejemplo es que cuando moría el partido, en el último minuto, Collado amplió las distancias en el marcador tras una jugada individual.

Fue un resultado injusto por los merecimientos de cada equipo, pero al final lo importante es conseguir goles y el Atlético Levante careció de ese buen hacer.