Estudiantes de arte de EEUU ponen rostro a migrantes desaparecidos para que puedan ser identificados

Se estima que en torno a seis mil mexicanos han muerto intentando cruzar la frontera entre su país y Estados Unidos desde el año 2.000. De muchos de ellos solo se encuentran sus restos. Calaveras que imposibilitan su identificación y la repatriación de sus cadáveres. Un problema al que han encontrado solución doce estudiantes de la Academia de Arte de Nueva York. Con una impresora 3D reconstruyen el cráneo. Y con los pocos datos disponibles sobre etnicidad, sexo o edad, moldean bustos que arrojan la imagen real del migrante fallecido. Los estudiantes reprimen su creatividad para ejercer un realismo que ya ha conseguido que dos de los migrantes hayan sido identificados por sus familias. Las reconstrucciones se publican en línea en el Sistema Nacional de Personas Desaparecidas y No Identificadas de EUU. Y se exhiben durante una semana en las ventanas de la Academia de Arte de Nueva York.-Redacción-