Las sillas de la discordia amargan la Cabalgata

La alcaldesa y el teniente de alcalde, durante la última Cabalgata del Ninot, en Paiporta. / lp
La alcaldesa y el teniente de alcalde, durante la última Cabalgata del Ninot, en Paiporta. / lp

Desde la asociación recuerdan a Martín que ya no es presidenta nata de la JLF y exigen «respeto» hacia el municipio La Junta Local Fallera critica que la edil se sentara en primera fila

VANESSA HERNÁNDEZ PAIPORTA.

Un nuevo rifirrafe en Paiporta. Esta vez entra en juego la Junta Local Fallera. El escenario fue la Cabalgata del Ninot, el motivo de la disputa fue la posición a la hora de sentarse. La edil del municipio, Isabel Martín y el teniente de alcalde, Alberto Torralba se colocaron en primera fila para disfrutar del acto.

Sin embargo, la vicepresidenta primera de Protocolo en la Junta Local, Rosa Burguillos, había dispuesto dos butacas para ellos en la segunda hilera. «La primera zona estaba destinada a las falleras de la corte, a las falleras mayores y los presidentes, mientras que la segunda fila estaba asignada a la corporación municipal», destacaron desde la Junta Local Fallera. No obstante, pese a estar señalizada la posición de cada uno en las banquetas, Martín y Torralba movieron todas las sillas para instalar las suyas en la primera fila, según fuentes consultadas.

En este sentido, desde el Partido Popular criticaron ayer el comportamiento de ambos delegados durante el acto fallero. «Impusieron su opinión y se quedaron sentados hasta el final, obligando a moverse a todas las falleras, y provocando falta de espacio», afirmaron. Una actitud que, según Burguillos, faltó el «respeto» no sólo a los falleros sino también a los vecinos de Paiporta. «Desde hace más de un año somos una entidad independiente del Ayuntamiento, por lo tanto la alcaldesa ya no es la presidenta nata de la JLF». Además, la vicepresidenta de Protocolo señaló que si desde el Consistorio optaron por la autonomía de esta Asociación, «deberíamos ser independiente para todo».

Réplica

Según fuentes municipales, tanto la edil como el teniente de alcalde han estado siempre en primera fila junto a las falleras mayores. «No había ningún problema de espacio, nunca lo ha habido», destacaron. Según dichas fuentes, esta zona se puede hacer más amplia. «El problema fue que entre los responsables de Protocolo de la Junta y el Gobierno hay discrepancias», agregaron. Unas declaraciones que niegan desde la Junta al afirmar que los laterales de las filas estaban limitados con vallas, dificultando el espacio.