La sarna se apodera de la prisión de Picassent

IVÁN GÓMEZ

picassent. El centro penitenciario de Picassent es el segundo en número de enfermos de sarna en lo que llevamos de año en todo el territorio nacional, con un total de 16 infectados, los mismos que los acumulados en los cuatro años anteriores. Desde el sindicato Acaip aseguran que «existe una relación directa» entre la escasez de personal sanitario y el aumento de brotes detectados. Según el delegado del sindicato en Valencia, «en la prisión de Picassent deberíamos tener 21 médicos y solo tenemos 5».

La dificultad para detectar esta enfermedad, sumado a la falta de recursos para prevenirla, ha generado que dos funcionarios de la cárcel valenciana hayan contraído la sarna. Solo la cárcel de Las Palmas de Gran Canaria supera los casos de enfermos de la prisión de Picassent, con 33. En los últimos cinco años se han multiplicado por tres los casos de sarna en las cárceles españolas.

Los 176 brotes hasta el 31 de julio superan los 160 que se registraron en 2018. Los sindicatos apuntan a que la principal causa de este incremento es el déficit de personal sanitario, que impide que se puedan desarrollar medidas preventivas, además de la desprotección por parte de la Administración.