La reurbanización del barrio del Empalme de Burjassot abrirá tres nuevas calles y conexiones

El alcalde visita la zona que se verá reconvertida con las obras del soterramiento. / lp
El alcalde visita la zona que se verá reconvertida con las obras del soterramiento. / lp

El alcalde valora que ocho empresas aspiren a ejecutar el enlace ferroviario que transformará toda la zona tras una década de reivindicaciones

MARINA COSTA BURJASSOT.

Las obras de soterramiento del tramo del Empalme de Burjassot, que ya disponen de ocho empresas aspirantes a ejecutar la reclamada conexión, reurbanizarán todo el barrio con 10 millones de euros de inversión, lo que permitirá abrir tres nuevas y amplias calles, entre otras dotaciones.

Los 5.000 vecinos del Empalme pasarán de tener un barrio partido en dos a disfrutar de una transformación integral del mismo. «Existen conexiones con Valencia y con otras calles de Burjassot que se verán mejoradas, se generarán tres nuevas vías amplias y la actuación también permitirá el desarrollo de un sector terciario», según destacaron ayer fuentes del Consistorio. «Para el Ayuntamiento de Burjassot, que ocho grandes empresas hayan optado a la licitación del soterramiento del tramo del Empalme es una noticia muy positiva, estamos contentos, vemos que supone la materialización de muchos años de peleas y de sinsabores. Ya hay proyecto, ya hay empresas interesadas, y ahora hay un plazo para decidir cual hace la obra», destacó el alcalde, Rafa García.

El primer edil destacó que está llegando «el final de la pesadilla de un barrio esencial, en el día a día de nuestra ciudad, de unas vecinas y vecinos que vieron cómo su vida ha cambiado drásticamente por culpa del despropósito del Gobierno que planteó esta obra y la paró, el anterior gobierno de la Generalitat».

El barrio del Empalme ha protagonizado durante esta década reivindicaciones históricas para que se terminara este proyecto. Ahora la obra «sigue adelante y ya es imparable la recuperación de este gran barrio que, estamos seguros se hará perfectamente, atendiendo a las reclamaciones que también han hecho durante años sus residentes», en relación a la urbanización de la zona superior.

La actuación programada consiste, fundamentalmente, en la conexión ferroviaria de la estación del Empalme con el soterramiento existente y, de éste, con la vía en sentido Bétera, así como la finalización de la urbanización de superficie sobre las vías soterradas.

Esta actuación permitirá «dar continuidad a la avenida Burjassot de Valencia», hacia el núcleo urbano de Burjassot, a través de dicha urbanización, mediante la retirada de la vía que quedará fuera de servicio.

Actualmente, a la salida de la estación de FGV del Empalme en Burjassot, hacia Bétera, existe desde abril de 2011, un tramo de vía que incluye un túnel de 288 metros, «con sus rampas de acceso, con las correspondientes instalaciones de electrificación, señalización y seguridad ferroviaria, pero no se encuentra en servicio ya que falta ejecutar las conexiones ferroviarias del lado Empalme y del lado Bétera».

Además, la infraestructura y superestructura ferroviaria se completará con las instalaciones de electrificación, señalización y seguridad ferroviaria, así como la instalación del sistema de ventilación en el interior del túnel existente.

 

Fotos

Vídeos