El Puig rehabilita la Cámara Agraria y el entorno de La Conserveta

Amigó y la alcaldesa, con el resto de representantes, junto a la zona de obras. / lp
Amigó y la alcaldesa, con el resto de representantes, junto a la zona de obras. / lp

La adecuación, a los pies del Real Monasterio de Santa María, ha costado 444.000 euros procedentes de la Diputación

M. C. EL PUIG.

La rehabilitación y adecuación del edificio de la Cámara Agraria y la reforma de la plaza de La Conserveta están cambiando la imagen del entorno del Real Monasterio del Puig de Santa María. Ambas actuaciones se están realizando con inversiones percibidas de la Diputación de Valencia, desde 2015. El montante global de las intervenciones asciende a 444.000 euros.

La vicepresidenta, Maria Josep Amigó, visitó el municipio, acompañada por la alcaldesa, Luisa Salvador, y otros miembros de la Corporación local, para conocer ambas actuaciones.

La reforma de la Cámara Agraria, un edificio «emblemático de El Puig, era necesaria para adecuarlo y poder hacerlo accesible». Además, también lo han distribuido en varias salas para que no sólo el sector agrario y sus asociaciones, sino también todas las asociaciones del pueblo «puedan disfrutar de un espacio donde realizar sus encuentros y actividades».

Luisa Salvador, alcaldesa de El Puig de Santa María, mostró su satisfacción «por todas las inversiones que desde Diputación se están repartiendo por los municipios, con un reparto del dinero que se está haciendo muy equitativamente».

La rehabilitación de la Cámara, un edificio de más de setenta años, «era necesaria, porque tenía muchas deficiencias, goteras, y no era accesible para todos los ciudadanos», tal y como destacó la máxima representante municipal durante la visita.

Además, «hemos aprovechado las obras para habilitar diferentes espacios polivalentes para las asociaciones del pueblo, además de mantener los despachos de los representantes agrarios».

Las obras de reforma del edificio de la antigua Cámara Agraria, de titularidad pública, han incluido la instalación de un ascensor para mejorar su accesibilidad, la creación de varias salas polivalentes de uso público y también la reparación de la cubierta.

Estas mejoras se han llevado a cabo con una partida de 162.000 euros procedentes del Plan de Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS) de 2015.

En cuanto a la remodelación del espacio de La Conserveta, ubicado a los pies del Real Monasterio de Santa María, el proyecto consiste en la pavimentación y adecuación del antiguo solar en el que se levantaba la factoría y de su entorno para transformarlo en una zona adecuada para el recreo de las vecinas y vecinos del municipio.

La Diputación ha financiado estas obras con un total de 282.000 euros de los planes provincial de obras y servicios (PPOS) de 2016 y 2017, y serán los vecinos y vecinas del Puig quienes decidirán, «mediante un futuro proceso de participación ciudadana, el nombre con que se estrenará la nueva plaza». «Queremos potenciar la autonomía municipal, que los equipos de gobierno decidan dónde invertir, y si además nos ayudan a mejorar la manera en que hacemos llegar el dinero, pues mucho mejor», resaltó Amigó.

 

Fotos

Vídeos