Piden un informe de vulnerabilidad para frenar el desahucio de una mujer en Alfafar

A. D.ALFAFAR.

El Frente Obrero junto a una treintena de voluntarios intervinieron ayer para intentar paralizar el desahucio de Rebeca, una vecina de Alfafar, que está previsto para el 30 de septiembre. La comitiva se presentó ante la Entidad Valencia de Vivienda (EVha) para «presionar» sobre el caso de esta mujer que, junto a su hijo, sobrevive con un subsidio de 426 euros, y dejó de pagar el préstamo hipotecario de la casa de su madre ya fallecida, hace unos meses.

En este organismo les solicitaron un certificado de urgencia que debía emitir el Ayuntamiento de Alfafar, por lo que se trasladaron hasta el municipio. Una vez allí, según explican desde el Frente Obrero, solicitaron la presencia de la concejala de Vivienda, Encarna Muñoz, con gritos de «Rebeca se queda» porque «no querían recibirla», lo que causó un revuelo entre los asistentes.

Tras un intento fallido para entrevistarse con ella y «tras la presión popular», como señalan desde el colectivo, Rebeca se reunió con la teniente de alcalde, Empar Martín, por la ausencia vacacional del alcalde, y la concejala, «que se han comprometido a emitir el informe de vulnerabilidad» y a «concertar para la semana que viene una cita con el conseller del área de Vivienda, Rubén Martínez Dalmau».