Mislata instala 14 viviendas tuteladas para personas con discapacidad mental

Las viviendas tuteladas rehabilitadas, listas para acoger a los nuevos inquilinos. / lp
Las viviendas tuteladas rehabilitadas, listas para acoger a los nuevos inquilinos. / lp

Los pisos dispondrán de personal técnico para ayudar a los nuevos inquilinos a mejorar su calidad de vida

MARINA COSTA MISLATA.

Un edificio totalmente equipado con 14 viviendas tuteladas permitirá acoger a personas con discapacidad en Mislata. El complejo social, que se ha rehabilitado íntegramente durante estos últimos años, se encontraba en una parcela abandonada, sin electricidad ni agua.

Antes de finalizar el año, estas nuevas viviendas asistidas con personal técnico acogerán a 14 personas que necesitan apoyo para llevar a cabo las funciones de su vida cotidiana.

El nuevo edificio, que alberga las viviendas tuteladas en una parcela de más de 6.500 metros cuadrados en el barrio del Quint, junto al Centro Ocupacional Municipal de reciente construcción, ya está a punto de recibir a sus nuevos residentes. El objetivo es mejorar la calidad de vida de sus usuarios y familias. Para el alcalde, Carlos Fernández Bielsa, «es una prueba más de nuestro compromiso con las personas y del impulso que hemos llevado a cabo en todos los programas de atenciones y servicios sociales, y este nuevo complejo, junto a la reciente apertura del Centro Ocupacional, garantiza a las personas más débiles unas condiciones de vida dignas».

La apertura se producirá después de que el edificio disponga de todos los recursos y el mobiliario necesario. Según explica el concejal de Servicios Sociales, Ximo Moreno, «hemos tenido que acometer las tareas de rehabilitación y de formalización de la gestión porque cuando entramos a gobernar estaba en un estado de completo abandono, sin ascensor, con las puertas y ventanas destrozadas por el vandalismo, en una parcela sin urbanizar a la que ni siquiera habían llegado las acometidas del agua corriente, o la electricidad». Los usuarios de estas viviendas tuteladas serán personas con discapacidad de Mislata, siendo ya algunos de ellos usuarios diarios del Centro Ocupacional. A este servicio social pueden acogerse las personas necesitadas de protección, con un certificado de discapacidad de un grado igual o superior al 33%, enfermedad mental crónica o trastorno mental grave. Los pisos cuentan con los últimos avances en materia de asistencia social, alojamiento y manutención de las personas usuarias. Para financiar este servicio, Mislata ha conseguido una subvención de cerca de 300.000 euros.

 

Fotos

Vídeos