La Comunidad de Regantes se ocupará de los caminos rurales en Alfafar

El Ayuntamiento firma un convenio con la entidad para que realice tareas de mantenimiento en los 20.000 metros que hay de estos viales

A. DASÍ ALFAFAR.

El término municipal de Alfafar cuenta con más de 20.000 metros de caminos rurales que utilizan en su mayor parte los agricultores y cuyo mantenimiento estará ahora en manos de la Comunidad de Regantes del Canal de Riego del Río Turia. El Ayuntamiento ha firmado un convenio de colaboración con la entidad para coordinar las tareas de desbroce, adecuación y mantenimiento de los viales por los que transcurre la red de acequias perteneciente a la misma.

Con este acuerdo, la Comunidad de Regantes, que se encarga del mantenimiento y desbroce de las cotas, cajeros, motas y taludes de las acequias cuando los campos para el cultivo de arroz no están inundados, realizará también las tareas de adecuación, limpieza y rehabilitación de estos más de 20.000 metros.

También se establece que los trabajos a realizar por la entidad se llevarán a cabo en un mínimo de tres actuaciones anuales y consistirán en el paso de una desbrozadora de cuchillas acoplada en un tractor agrícola para dejar los márgenes de los doce caminos libres y limpios de piedras, plásticos y hierro.

De esta forma se busca «mejorar las condiciones en los trabajos agrícolas que se realizan en las más de 700 hectáreas situadas en el Parque Natural de la Albufera y pertenecientes al municipio de Alfafar», como señalan fuentes municipales.

Por su parte, el Consistorio subvencionará a la entidad con una cantidad anual de 9.000 euros, y con ello, además de incrementar la vinculación entre ambas instituciones, «habrá una mayor eficiencia en la adecuación de los caminos rurales».

De igual forma, el Ayuntamiento, se reunirá como mínimo una vez al año con la Comunidad de Regantes para verificar las tareas realizadas y para coordinar las actuaciones de reparación y mantenimiento pertinentes. Con este convenio «se confirma la importancia de la conservación y reparación de las zonas y caminos del entorno rural tanto para su uso de las agricultores y familias que viven del cultivo como de todos las y los vecinos de la localidad», señalan las mismas fuentes.

Esta no es la única actuación del Consistorio para velar por el buen estado de estos viales, ya que durante la campaña de la siega del arroz, del que dependen cerca de 600 familias del municipio, se pone en marcha un dispositivo coordinado con la Policía Local para facilitar el trabajo en los campos e incrementar la vigilancia.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos