Almàssera destinará 11.000 euros a pagar las extra de una trabajadora social

El gobierno afirma que esta funcionaria se regía por el Estatuto Básico de Empleados Públicos, donde no existe un tope de horas extraordinarias

V. H.ALMÀSSERA.

El Ayuntamiento de Almàssera acepta la condena del Juzgado y abonará los 11.000 de la paga extra del año 2016 a una trabajadora social. Según dichas fuentes, aunque se asuma esta resolución, hay una serie de objeciones respecto a este caso concreto. En primer lugar, destacan que en el año 2016, el Ayuntamiento sólo tenía a dicha empleada municipal, encargada de supervisar el servicio de ayuda a la dependencia.

«Sólo disponíamos de un técnico, el trabajo se acumuló», señalan. Por este motivo, «la empleada en cuestión se estuvo quedando una tarde a la semana para tramitar todos los expedientes sociales pendientes», apuntan. En este sentido, dichas fuentes recuerdan que, gracias a la realización de estas horas extra, se consiguieron gestionar todos los informes aplazados». Asimismo, matizan que la falta de personal obligó a esta situación. «Actualmente hemos recuperado al psicólogo infantil, a una administrativa y otra trabajadora social, siendo cuatro personas en el departamento de Servicios Sociales.

En esta línea, según dichas fuentes, en la resolución se hace referencia al Estatuto de los Trabajadores, pero afirman que es un dato «malintencionado, puesto que este reglamento no regula a los funcionarios que tienen su propia disposición. «Ella se regía por el Estatuto Básico de Empleados Públicos (EBEP), donde no existe el tope de horas extraordinarias», matizan. Asimismo, señalan que en el año 2016 el Ayuntamiento recibió una subvención de 10.000 euros de la Diputación.

«Por lo tanto, al abonar dicha paga extra, no habrá quebranto económico para las arcas municipales». Una deuda acumulada, que como ya adelantó este medio, saldará la realización de 170 horas extraordinarias.