Alboraya invertirá un millón de euros en el Ausiàs March

Imagen del último pleno del mes de julio en Alboraya. / lp
Imagen del último pleno del mes de julio en Alboraya. / lp

El Consistorio retirará la arena de la pista deportiva que fue instalada recientemente en Port Saplaya por valor de 60.000 euros

LAURA CHIRIVELLA ALBORAYA.

El Ayuntamiento de Alboraya ha aprobado por unanimidad la delegación de las competencias pertinentes para poder acometer las obras de reforma del CEIP Ausiàs March, cuya inversión asciende a casi un millón de euros. Así pues, en el último pleno de julio todos los grupos políticos votaron a favor de la medida que permitirá a los escolares del centro disfrutar de nuevas y mejoradas infraestructuras.

Con esta actuación, quedan aprobadas todas las delegaciones solicitadas hasta la fecha, por lo que, ya se ha puesto en marcha el procedimiento para obtener los proyectos y, posteriormente, sacar a concurso las obras.

Sin embargo, esta no es la única medida que se aprobó en el último hemiciclo de la localidad de l'Horta Sud que también trató otras cuestiones de gran calado para los vecinos.

En este sentido, la ampliación del contrato de recogida de residuos también fue aprobada por unanimidad, mientras que el protocolo de coordinación y actuación interinstitucional para casos de violencia de género, elaborado desde la Concejalía de Igualdad, y la ampliación de la sala fitness del polideportivo municipal de Patacona fueron otros puntos aprobados.

Puntos disidentes

Los puntos más disidentes del pleno fueron la moción sobre la paralización de las obras de la ampliación de la V-21, así como la eliminación de la pista de arena recientemente concluida en la zona deportiva de Saplaya Norte y que costó a las arcas municipales cerca de 60.000 euros, tal como ya adelantó LAS PROVINCIAS.

En el caso de la primera moción, el PSPV-PSOE se abstuvo, generando el desconcierto de EUPV, quienes manifestaron no entender la decisión adoptada por el alcalde, Miguel Chavarría y su equipo. Sin embargo, este adujo a que ya se habían aprobado por unanimmidad las mociones sobre la V-21 y que el nuevo Gobierno, se había comprometido a convocar una mesa de trabajo para mejorar el proyecto.

En cuanto a la pista, debido a las molestias ocasionadas a los vecinos, el Ayuntamiento trasladó a todas las formaciones que se retiraría la misma, ya que las soluciones aportadas por los técnicos no habían dado los resultados positivos esperados.

 

Fotos

Vídeos