Las Provincias
Un instante del torneo. :: F.N.
Un instante del torneo. :: F.N.

La peña del Tiro y Arrastre de Paiporta anuncia protestas

  • Los aficionados acudirán a los plenos municipales tras la supresión de las subvenciones del Consistorio y exigen explicaciones al Ejecutivo

Los aficionados del Tiro y Arrastre de Paiporta se movilizarán en señal de protesta, después de que, tal y como ya avanzó en exclusiva LAS PROVINCIAS, el equipo de Gobierno municipal anunciara la supresión de las subvenciones al Festival de Tiro y Arrastre que se organiza desde hace 35 años en la localidad, y que se venía incluyendo dentro del programa local de las fiestas populares.

Desde la agrupación organizadora, la Peña l'Arre, volvieron a mostrar su rechazo público a una decisión «sectárea» y una manera de actuar «propia de cualquier régimen nada democrático». En esta línea, se mostró a este diario el portavoz de la agrupación, José Mocholí, que exigió a los responsables de el Ejecutivo «que al menos se reúnan con todos nosotros y nos expliquen los argumentos por los que han decidido condenar a muerte una cita que dejaba mucho dinero en el pueblo y que cuenta con un gran apoyo popular».

Mocholí aseguró que «queremos movilizar a todos los vecinos que desean que el torneo se celebre y estamos planeando acudir a los plenos municipales con pancartas y carteles, para que el Equipo de Gobierno vea que la gente está con nosotros y que dicho evento tiene muchos seguidores en toda la Comunitat».

En esta línea, aseguro que «se van a repartir carteles y panfletos y a avisar a los residentes a través de las redes sociales, porque hay mucha gente que no se ha enterado y otras que todavía no se creen, que de un día para otro, este Ayuntamiento haya terminado con una de las citas valencianas más importantes dentro de este deporte».

«Vamos a hacer el mayor ruido posible hasta que tengamos una explicación firme sobre los motivos que tiene el tripartito para dejarnos sin torneo», denunció el representante. Entre los movimientos reivindicativos propuestos en la última reunión de los integrantes de la peña se han recogido ideas tan destacadas como la de «coger un caballo y un carro y dar vueltas a las dependencias municipales durante un buen rato», explicaron.

El malestar y la indignación entre los aficionados surgió la semana pasada cuando, representantes del Ejecutivo anunciaron la intención de «no sufragar actividades dentro de las fiestas que fomenten el maltrato animal», dentro de un taller participativo sobre las fiestas populares. Las ayudas al encuentro ya se habían recortado cerca de un 50% en 2016 y la eliminación total de las ayudas supone «dejar morir el encuentro y forzar la desaparición de esta tradicional en la localidad», según los organizadores.

«No tenemos capacidad de autofinanciación y tampoco hay mucho margen para recortar más, ya que dentro de los 10.000 euros que recibimos hay que incluir los premios para los concursantes y la organización de todo el evento, que no es barato, ya que hay que cubrir unos mínimos al estar federados», explicó Mocholí.

La actuación sigue la línea que ya llevó el tripartito municipal para aplicar la retirada de ayudas a los bous al carrer, sin embargo, esta actividad sigue celebrándome al margen de la programa oficial de fiestas, al haber encontrado una vía de financiación externa.

La alcaldesa del municipio, Isabel Martín, llegó incluso a referirse tiempo atrás a los participantes del torneo como «energúmenos» y de los que aseguró que «golpeaban y apretaban los testículos de estos animales para que arrancaran más rápido».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate