Letizia saca lustre a las 'joyas de pasar'

Desde que doña Sofía se las cedió hace cinco años, ha hecho uso del lote que ideó Victoria Eugenia para las reinas de España. Solo le queda por 'estrenar' el collar de chatones

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSOMadrid

El mismo día en que Felipe VI fue proclamado Rey de España, doña Letizia recibió de su suegra las 'joyas de pasar', las mismas que doña Sofía había tomado de María de las Mercedes, madre de don Juan Carlos, y ésta de la reina Victoria Eugenia. Fue ella, 'Ena', educada en la corte británica, quien decidió formar un lote 'real', indivisible, que pasara de reina a reina. Son, en cierto modo, las joyas de la Corona española. Y en estos cinco años, aunque al inicio del reinado le costó abrir el joyero, doña Letizia ha sabido sacar provecho de la 'herencia'. Las ha lucido todas, salvo el collar de chatones que, se comenta, reserva para un momento especial.

Tiara Flor de Lis

Tiara Flor de Lis

Es la joya más característica de la Familia Real, aunque no la de mayor valor. Doña Letizia la 'estrenó' en febrero de 2017, en la cena de gala en honor al presidente Macri y su esposa, Juliana Awada, celebrada en el Palacio Real. Realizada por la casa Ansorena, fue el regalo de pedida del rey Alfonso XIII a la entonces princesa Victoria Eugenia de Battemberg, quien la usó el día de su boda. Quizás como un guiño a la reina Isabel II (Victoria Eugenia era nieta de la reina Victoria de Inglaterra), la Reina se la colocó en la cena de gala en Buckingham en julio pasado.

El collar con 37 perlas grandes

El collar con 37 perlas grandes

Fue la primera 'joya de pasar' que doña Letizia lució. Lo hizo en octubre de 2015, en la ceremonia de los Premios Princesa de Asturias. Este collar tenía originariamente 41 perlas y pesaba más de dos kilos. Su primera propietaria fue la reina María de las Mercedes, primera esposa de Alfonso XII, que falleció a los 18 años. Victoria Eugenia hizo quitar cuatro perlas. Dicen los expertos que es la pieza de mayor valor de la Familia Real.

Los pendientes de botones

Los pendientes de botones

La última vez que se han visto en público fue este lunes, en la fastuosa y colorida ceremonia de imposición de la Orden de Jarretera, en Windsor. Desde que se los puso por primera vez en la misma cena de gala en la que se coronó con la Flor de Lis, tira de ellos para grandes ocasiones. Estos pendientes, firmados por Ansorena, pese a ser una 'joya de pasar' que solo pueden llevar reinas, fue los que eligió la infanta Cristina para su boda, en 1997, con Iñaki Urdangarin.

Las pulseras gemelas

Las pulseras gemelas

En origen formaban una tiara de Cartier que, por su incomodidad a la hora de llevarla, la reina Victoria Eugenia decidió remodelar. Las gemelas son dos pulseras idénticas que doña Sofía apenas lució durante su reinado, mientras que a doña Letizia es fácil verla con ellas en las cenas de gala. Las ha llevado de todas formas: una en cada mano, las dos juntas y una sola.

Un broche de brillantes, con 'La Peregrina'

Un broche de brillantes, con 'La Peregrina'

'La Peregrina' es, sin dudarlo, la pieza con más leyenda de la Familia Real. Se trata de una perla de extraño brillo y forma de lágrima, descubierta en el Golfo de Panamá en 1569, y que las reinas de España la han lucido pendiendo de un broche de brillantes o como complemento en un collar de perlas. Alrededor de esta esfera de nácar hay no pocas historias; la más extendida la de su autenticidad. Se llegó a decir que la genuina era la que Richard Burton regaló a Liz Taylor. A doña Letizia se le ha visto con este broche en la Fiesta Nacional de 2017.

Un broche con perla gris pálido

Un broche con perla gris pálido

Este broche fue hasta la fecha la última joya de las de pasar que ha lucido la reina Letizia. Lo hizo a principios de año, en la Pascua Militar. Se trata, según dejó escrito la reina Victoria Eugenia, de «un broche con una perla grande gris pálido rodeada de brillantes y del cual cuelga una perla en forma de pera». Esta descripción provoca que no sean pocas veces las que se confunde este broche y esta perla en forma de pera con el que de 'La Peregrina.

Cuatro hilos de perlas grandes

Cuatro hilos de perlas grandes

Como tal, y a la vez, nunca se les ha visto puestos a doña Letizia, pero sí es cierto que han sido varias las ocasiones en que la Reina desde que es reina ha lucido collares de perlas, algo que no había hecho en su etapa como Princesa de Asturias. Así que es más que probable que alguno de esos hilos sean de la reina Victoria Eugenia.

El collar de chatones más grande

El collar de chatones más grande

Aún se le resiste a doña Letizia. En realidad, la Reina no es muy dada a llevar collares, pero, se dice, que está esperando una ocasión especial para 'estrenarlo'. Fue el collar que lució la reina Victoria Eugenia el día de su boda. La última vez que se vio en público fue en junio de 2014, en la última cena de gala ofrecida por los reyes Juan Carlos y Sofía. Entonces, la madre de Felipe VI, en modo de despedida de las 'joyas de pasar', se colocó también la tiara Flor de Lys y los pendientes de botón.