Desvalijan la casa de Carmen Borrego: «Se han llevado archivos personales»

Carmen Borrego, victima de un robo con fuerza en su vivienda./LP
Carmen Borrego, victima de un robo con fuerza en su vivienda. / LP

La tertuliana ha sido víctima de un atraco mientras disfrutaba de sus vacaciones en Andalucía

LAS PROVINCIAS

Nuevo susto para Carmen Borrego. Esta vez, la hija de María Teresa Campos se ha encontrado con su casa completamente desvalijada a la vuelta de vacaciones. Un retorno amargo y rodeado de aparente misterio. La que fuera colaboradora de 'Sálvame' ha sido víctima de un violento robo en su propiedad, según ha anunciado la revista 'Lecturas'. «Abrir la puerta de tu casa y encontrártela desmantelada, desvalijada… No es tanto lo que se llevan, que se han llevado bastantes cosas, como esa sensación que se te queda», confesaba la tertuliana.

Fue una llamada del conserje de su finca quien puso en alerta a Borrego y a su marido, José Carlos Bernal, cuando regresaban en coche desde Andalucía. La verja de entrada a su domicilio había sido forzada, aunque al parecer ningún vecino escuchó la radial con la que los supuestos ladrones abieron la zanja: «Ha sido todo muy raro porque nadie lo ha visto, ni oído nada y eso que la verja la han cortado con una radial», detallaba la colaboradora.

Pero lo que más lamenta la hermana de Terelu es la intromisión en su intimidad, ya que los ladrones se han llevado objetos de gran valor personal para la tertuliana: «Echo en falta bastantes cosas que, aparte del valor económico, tienen gran valor sentimental y eso es irrecuperable. Se han llevado también un ordenador de mi marido, un iPhone mío, numerosas gafas, bolsos de marca y joyas mías. También la báscula donde guardaba mis pérdidas de peso. Es una sensación de que me han tocado toda mi privacidad».

La cuantía total del robo oscilaría entre los 40.000 y los 50.000 euros, aunque para Borrego lo peor es la pérdida de archivos personales que se encontraban en su anterior smartphone, que los ladrones también se llevaron: «En mi iPhone, que lo cambias por uno nuevo y dejas el viejo en un cajón, no borré la información ni las fotos porque nunca sabes si lo vas a volver a usar. A ver, yo no tengo nada que ocultar, pero es mi privacidad violada. No tengo miedo en ese sentido, pero es mi vida, son mis cosas, mi fotos, mis wasaps, mis mails…», confesaba al medio al tertuliana.