El boxeador McGregor aplasta el móvil de un fan

El luchador Conor McGregor.
/
El luchador Conor McGregor.

R.C.

El boxeador irlandés de artes marciales mixtas Conor McGregor fue arrestado el lunes en Miami Beach por pisotear y llevarse el teléfono móvil de un seguidor que trató de fotografiarlo. La víctima dijo a la Policía que el teléfono estaba valorado en 1.000 dólares.

McGregor, de 30 años, permanecía ayer detenido en un centro correccional de Miami bajo una fianza de 12.500 dólares, una cantidad que el afamado luchador profesional podrá abonar cómodamente habida cuenta de su fortuna valorada en 20 millones de euros.

No es la primera vez que el polémico boxeador, que alardea de tener unos puños tan demoledores como su lengua, se mete en líos. En abril de 2018 participó en una pelea en un aparcamiento de Nueva York y en noviembre de 2017 fue multado por conducir a 160 kilómetros hora por una carretera con límite de 100 a las afueras de Dublín. Ese mismo año, McGregor se enfrentó en Las Vegas en su debut como boxeador profesional al púgil estadounidense Floyd Mayweather, que le dio una soberana paliza, si bien aquel combate, que generó 1.000 millones de dólares, le sirvió al irlandés como una promoción impagable y llenó los bolsillos de ambos combatientes.