Meliana se viste de gala en su jornada taurina del año

A pie de calle. Quiebro en la temida calle Colón, un escenario de primera. / jota
A pie de calle. Quiebro en la temida calle Colón, un escenario de primera. / jota

Hay una clara apuesta por los toros cerriles y el ganado autóctono, con Dani Machancoses como protagonista | Las comisiones Dona't Aire y Bou 80 celebran sus respectivas fiestas este fin de semana

JORGE CASALS

Meliana arranca este viernes una doble jornada taurina que, desde hace siete años, se ha convertido en una cita primordial de la temporada en esta localidad de l'Horta Nord. Desde hoy viernes y hasta mañana sábado, sus calles se engalanan para recibir a cientos de aficionados taurinos que se desplazan desde diversos puntos de la Comunitat para presenciar uno de los festejos de mayor atractivo de la temporada, gracias a que dos comisiones de gran solera como Dona't Aire y Bou 80 decidieron unir sus días taurinos para que coincidieran el mismo fin de semana y poder aumentar así su atractivo.

El resultado son dos días intensos donde se vive la fiesta taurina con auténtica pasión, donde se pone en valor el toro cerril y su idiosincrasia, y se le da importancia y respeto a la ganadería autóctona. Un maridaje que ha encajado con éxito. Para ello, la tan temida calle Colón se recubre de arena como merecen los grandes escenarios. Meliana se viste de plaza de primera como signo de respeto hacia el gran protagonista: el toro.

En el mundo taurino se respeta la antigüedad, grado que otorga deferencia. Por eso, la Comissió Taurina Bou 80, avalada por una trayectoria de 39 años, será la encargada de abrir plaza hoy viernes. Gracias a esta entidad, Meliana se convirtió durante el mes de agosto en un referente para los aficionados, que acudían al reclamo de los toros de Samuel Flores, ganadería a la que mostraron siempre fidelidad, sobre todo en los años 90, que fue una década de esplendor para esta divisa y ello se vio reflejado en su tirón popular en las calles de la Comunitat.

Dona't Aire organiza un homenaje al rodador de Rafelbunyol Vicente Rodríguez 'El Forner'

El idilio con esta ganadería albaceteña tuvo continuidad curiosamente con la comisión Dona't Aire, cuya intención este año de seguir con la tradición se ha visto frustrada por un problema sanitario. La comisión Bou 80, que esta vez cuenta con un presupuesto más austero pensando en celebrar a lo grande el 40 aniversario el próximo año, únicamente ha adquirido un toro, de la ganadería de Manuel Villau.

El sábado será el turno para la comisión Dona't Aire, que en cierto modo planta sus bases teniendo como referencia el rigor, el buen hacer y la seriedad de Bou 80. Ha adquirido tres toros, dos de ellos para soltarse por la tarde: uno de Manuel Ángel Millares muy serio y ofensivo, y otro jabonero de José Luis Marca cuya buena conformación de hechuras tiene enamorados a los peñistas. Y por la noche, directo al pilón y manteniendo la tradición de salir desde corrales como antiguamente, se embolará un toro de Albarreal. Un astado ya entrado en edad, pues siempre se busca que tengan de cinco a seis años para que ese plus de picardía que atesoran los toros con más longevidad aporte un valor añadido de riesgo y emoción.

Y es que las emboladas en esta localidad se viven con enorme expectación, todavía más si cabe que las jornadas vespertinas. Gran atractivo y no menos riesgo tienen las salidas de los toros ensogados desde los corrales para ser embolados, con la calle Colón abarrotada y concediendo cierta autoridad al toro por la distancia y la longitud de la cuerda hasta llegar a la jurisdicción del pilón.

Esta comisión, además, ha organizado un homenaje a una de las grandes leyendas de la calle: el popular rodador de Rafelbunyol, Vicente Rodrigo 'El Forner'. Y es que la hospitalidad de estas peñas es otra de sus señas de identidad. Numerosos invitados desfilarán por sus sedes durante estos días, en las que no faltará la paella para comer, y las tradicionales meriendas con 'botifarra d'oli' y 'llonganissa de Pasqua'.

Valor por lo autóctono

Dani Machancoses es la apuesta en cuanto a las ganaderías 'de corro'. Ha sido elegida por ambas peñas para completar las tardes taurinas de viernes y sábado por su gran temporada realizada el pasado año. Los propios miembros de las peñas han sido quienes han elegido las vacas que saldrán a las calles de Meliana, a lo que el propio ganadero ha accedido sin problema alguno, admitiendo además que las seis reseñadas conforman la flor y nata de su vacada.

No han fallado en la elección. La Bou 80 ha escogido a Naranjita, Borracha y Escopeta; mientras que Dona't Aire se ha decantado por Ribereña, Infanta y Anaconda. No hay nada dejado al azar, todo está preparado con categoría para vivir uno de los acontecimientos del año.

La vaca Montañesa escala hacia la gloria