Los dueños de sus plazas

Los dueños de sus plazas

Algarra cumple 15 años en Almirante Cadarso, Musoles 12 en Pintor Salvador Abril y Fet d'Encàrrec ha creado 19 fallas para plaza del Ángel | El artesano Luis Herrero de Burriana ostenta el récord actual de permanencia en una falla, con 37 años plantando en Barón de Patraix-Cuenca

LOLA SORIANO

valencia. El mercado de 'fichajes' de Fallas se abre cada año una vez los ninots sucumben al baile de llamas del fuego. En muchos casos la 'guerra' de bocetos hace que muchos artesanos tengan que contratar nuevas fallas cada año y no siempre es fácil que los artistas permanezcan vinculados muchos años a una misma comisión. A pesar de ello, hay 'veteranos' que se han hecho los dueños de sus plazas.

El artista que bate el récord actual de más tiempo de permanencia en una comisión es Luis Herrero. El artesano de Burriana cumple 37 años en Barón de Patraix-Cuenca. Llegó por cosas del destino y asegura que seguirá en esta plaza hasta que se jubile.

«Me llamaron porque el artista no les había terminado la faena. Entonces yo estaba en un taller de mármol familiar y me dedicaba a la falla el resto de horas», indica Herrero. Aterrizó en esta demarcación cuando la falla plantaba su falla número trece y ahora este año la comisión celebra las bodas de oro.

El secreto para seguir tantos años es, según detalla Luis Herrero, «llevarse bien. De hecho, me considero uno más de la falla». Desde la comisión, su presidenta, Mari Carmen López, asegura que «nos conquistó su manera de trabajar, su forma de pintar los ninots. Cumple siempre y es fiel a nosotros y nosotros a él. Es como un componente más».

Luis Herrero asegura que está orgulloso de tener el récord actual de más años plantando en una misma plaza. «En marzo tendré ya 63 años y me gustaría jubilarme con ellos», explica. Mari Carmen López reconoce que «el año que se jubile, nos caerá el mundo encima».

Manolo Algarra es otro de los artistas que ha sabido cultivar mucho tiempo en una misma plaza. Explica que su récord de permanencia en una falla de Valencia ha estado en Calabazas-En Gall. «Se trataba de una falla que ya hacía mi suegro, Enrique Viguer. Yo empecé de aprendiz y con 25 años firmé en solitario esta falla. Estuve dos años compaginando Almirante Cadarso y Calabazas, pero por el ritmo de la sección Especial tuve que dejarlos. Me dolió porque me hacían ponerme los pies en el suelo», reconoce.

Una plaza donde prácticamente el nombre del artista y de la comisión va prácticamente unido es en Almirante Cadarso. Algarra cumplirá quince años con la comisión que preside Vicente Fuster. Explica que «siempre me han gustado las relaciones profesionales a largo plazo».

A pesar de los momentos difíciles que pasó Almirante, hubo un vínculo de confianza muy fuerte y Algarra decidió seguir en esta plaza y esperar a que fueran viniendo momentos mejores, algo que ya se ha alcanzado. «Trabajar para Almirante es como trabajar para casa» y añade que «cada cliente tiene un gusto y a Almirante le gusta el realismo y la estética del detalle». Ha logrado seis ninots indultats, los últimos cuatro consecutivos.

Otra plaza que mima como una más de la familia es Maestro Gozalbo, donde suma seis años. Todos los falleros trabajan duro, desde el presidente Miguel Prim, que participa en el guión, hasta los más mayores, que colaboran en el proyecto con unos diseños decorativos que hacen que la falla siempre sea redonda.

En el caso de Alicante, el récord de Algarra era los 21 años que ha plantado en la hoguera de plaza de Árgel, una entidad que ya ha desaparecido. Y en plaza de Galicia ha estado 11 años. En Séneca-Autobuses ha realizado nueve años la hoguera en dos etapas.

Manolo Martínez Reig empezó en 2006 en L'Eliana-El Cid «haciendo la falla grande. Algunos años he creado las dos fallas y este año será la infantil. Ellos confían en tu trabajo y se llegan a crear vínculos de amistad», indica.

Otra plaza donde estuvo muchos años fue en Rodríguez de Cepeda, donde plantó 13 fallas. En este ejercicio hará diez fallas grandes y quince infantiles. Este año se estrenará en Primera B en Malilla-I. Joaquín Benlloch y en la comisión más antigua de Benicarló.

El artista de Burriana Sergio Musoles lleva ya doce años en Pintor Salvador Abril-Peris y Valero. «No solía hacer fallas infantiles, pero me llamaron y probé esta aventura. Al año siguiente ya hice la falla grande y los tres primeros años logramos los primeros premios de sección».

En Reino de Valencia-Duque de Calabria su llegada fue fruto de la casualidad. «Me propusieron hacer la falla hace ocho ejercicios y era el año de mi boda y en principio dije que no podía. Luego acepté y debuté en Especial».

Paco Pellicer y Marisa Falcó, que firman como Fet d'Encàrrec, son un sello de permanencia en el centro histórico. Han firmado durante 11 años en Portal de la Valldigna; cinco años en Mossén Sorell-Corona; 14 fallas en Castellón y 11 años en Na Jordana. En la plaza del Ángel plantarán este año su falla infantil número 19 y la decimoquinta grande. «Nos gusta hacer críticas relacionadas con el barrio y en las infantiles, fallas para que disfruten los niños. En la plaza del Ángel hablaremos del Carmen, como un barrio que se ha quedado para dinosaurios, con muchas viviendas turísticas y pocos habitantes». También empiezan a ser un clásico en la plaza de J. J. Dómine-Port, donde cumplen cinco años con una falla dedicada a todo lo que se hace de corazón.

Otro artista con relaciones de larga duración es Juanjo García. Cumple 12 años en la comisión de Sanchis Bergón-Turia. «Me siento casi como de la familia. Y montamos muchas actividades para que participen ellos del proceso creativo todo el año y plantamos al tombe», comenta. Entre los proyectos interactivos, cabe recordar un catecismo fallero, un disco de boleros y otro de amor. En la falla Alto-Santo Tomás lleva seis años y ha promovido actos como la creación de un libro de cocina fallera y un evento dedicado a la radio.